Wall Street y el bono estadounidense siguen su ascenso: ¿estamos ante una burbuja irracional?

 

Dhaval Joshi, estratega de inversiones de BCA Research, ha afirmado que los bajos rendimientos en los bonos significaron el repunte de las acciones y otros activos, es decir produjeron un movimiento racional del mercado. «Racional, porque las valoraciones vienen justificadas por un factor fundamental. Y no cualquier impulsor fundamental, sino el impulsor más fundamental de todos: el rendimiento de los bonos», añade.

Joshi explica las diferentes burbujas que se pueden encontrar en el mercado: las irracionales, como lo sucedido en el 2000 con el estallido de las puntocom, cuando el PER medio del mercado (número de veces que el beneficio de la acción esta recogido en el precio de esta) se eleva a la vez que lo hace el rendimiento de la deuda estadounidense, o lo establecido como una burbuja racional del mercado, cuando el PER medio y la rentabilidad del bono muestran una relación opuesta, cuando uno sube el otro baja.

 

Atendiendo a estos dos escenarios Joshi avisa de que durante los últimos días está viendo un movimiento irracional en el mercado, ya que el PER medio de las acciones tecnológicas (el sector con mayor crecimiento) ha aumentado incluso cuando el interés de la deuda ha ganado posiciones. Así, el rendimiento de los bonos más una cantidad fija de 2,5 puntos ha superado al rendimiento de las ganancias en el sector tecnológico, lo que supone una ruptura del límite de valoración racional posterior a 2008, como muestra el gráfico.

 

El experto destaca que llegados a este punto hay tres caminos que pueden suceder. El primero de ellos es que los precios de las acciones bajen, otro es que los rendimientos de los bonos disminuyan y un tercero es que ninguno de los dos se mueva, sino que aumenten las ganancias de las compañías reduciéndose así el PER estimado, Joshi señala que este último caso parece improbable de cara al final de la temporada de ganancias.

«Nuestra recomendación actual es mantenernos tácticamente neutrales durante las próximas semanas para ver si las valoraciones de los activos de riesgo pueden volver a la racionalidad. Esto significa mantener las inversiones existentes en el mercado, pero evitar nuevos despliegues de efectivo. Si la valoración vuelve a la racionalidad en cualquiera de las tres formas enumeradas anteriormente, los inversores pueden desplegar de forma segura nuevo efectivo en el mercado», declara Joshi.

Si esto no sucede el experto asegura que nos podríamos enfrentar a un mercado irracional y que la clave de los movimientos futuros estará en ver si los inversionistas con horizontes a largo plazo se unen a la fiesta. «A medida que los inversores con horizontes cada vez más largos se unan a la burbuja irracional, habrá momentos bien definidos de mayor fragilidad, en los que aumenta el riesgo de corrección. Esto es lo que hizo estallar la burbuja irracional en 2000 y hará estallar cualquier nueva burbuja irracional «.

Fuente: El Economista wall

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba