Venezuela: paro cívico con dramático saldo

En el marco de la huelga general orquestada por la oposición venezolana para obligar al régimen de Nicolás Maduro a cancelar su proyecto constituyente se registraron 261 arrestos arbitrarios, dos muertes y varios heridos

Este jueves (20.7.2017), mientras la oposición venezolana llevaba a cabo una huelga general para obligar al régimen de Nicolás Maduro a cancelar su proyecto constituyente, la crisis del país adquirió visos aún más dramáticos, dentro y fuera de sus fronteras. Las fricciones entre la élite chavista y sus adversarios se intensifican: Maduro insiste en que la elección de la Asamblea Nacional Constituyente propuesta por él sin consulta previa tenga lugar el 30 de julio pese a la presión ejercida internacionalmente para que la suspenda.

Tanto el antichavismo como el chavismo disidente han tachado esos comicios de amañados por violar el derecho constitucional al voto directo, universal y secreto. En el marco del paro cívico de 24 horas orquestado por la mayor alianza de formaciones opositoras –la Mesa de la Unidad Democrática (MUD)– se han registrado varios heridos, 261 arrestos arbitrarios contados por la organización no gubernamental Foro Penal Venezolano y dos muertes confirmadas por la Fiscalía General. Las causas de los decesos están siendo investigados.

Dirigentes de la oposición aseguran que Andrés Uzcátegui, de 23 años, y Ronney Tejera, de 24, fueron asesinados con armas de fuego por las fuerzas de seguridad estatales en los estados centrales de Carabobo y Miranda, respectivamente. Aunque la mayoría de los voceros de la MUD invitó a la ciudadanía a protestar contra el Gobierno quedándose en sus casas este 20 de julio, la Guardia Nacional Bolivariana y la Policía Nacional Bolivariana se enfrentaron con quienes prefirieron manifestar montando barricadas en las calles.

Renunció el ministro consejero de la misión venezolana ante la ONU

Objeto de acalorados debates en el seno de la propia oposición, donde se le tilda de arbitrario y contraproducente, el bloqueo de vías –conocido coloquialmente como “trancazo”– ha dado pie a refriegas entre gendarmes y civiles apertrechados con escudos, piedras y armas improvisadas. Evidencias de que los segundos tienen mayores probabilidades de salir perdiendo son las decenas de muertes de ciudadanos de a pie contabilizadas desde el 1 de abril, cuando empezó la ola de protestas gubernamentales más reciente.

DW

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba