Tres formas económicas de mejorar el WiFi del hogar

Actualmente, es habitual que en gran parte de los hogares ya existan una gran cantidad de dispositivos conectados Internet, y no se trata únicamente de ordenadores, móviles o tablets; sino también de cualquier otro aparato que cuente con conexión, como podría ser una televisión, bombillas inteligentes, reproductores de vídeo.

La mayoría de estos aparatos se conectan a través de la señal WiFi del lugar y aunque esto ofrece amplio abanico de posibilidades, si la red tiene una baja velocidad puede impactar negativamente la experiencia de uso de los mismos.

Lo cierto es que existe una variedad de razones por las que la velocidad de internet es lenta, afortunadamente, por fortuna, también existen varias formas para mejorar esta conexión sin tener que pagar de más en un mejor paquete al operador de turno o adquirir amplificadores para mejorar la cobertura.

Por qué el WiFi se pone lento

Para mejores conexiones para la banda de 5 GHz, se recomiendan consolas de juegos, PC, Teléfonos inteligentes, Televisores inteligentes. (Imagen ilustrativa Infobae)Para mejores conexiones para la banda de 5 GHz, se recomiendan consolas de juegos, PC, Teléfonos inteligentes, Televisores inteligentes. (Imagen ilustrativa Infobae)

Existen una variedad de razones por las que la velocidad de internet es lenta, a veces es culpa del proveedor de internet, mientras que la congestión de la red suele ser un problema habitual.

Hay que tener en cuenta que mientras más dispositivos tengamos conectados a Internet, más problemas podemos sufrir porque el ancho de banda es limitado y según el paquete que tengamos contratado dispondremos de una conexión más o menos rápida.

Mientras más limitada sea la capacidad del wifi, menos equipos se podrán conectar al mismo tiempo y tener una buena calidad.

Tres recomendaciones para que mejore la velocidad de WiFi

Las causas detrás de la lentitud en las conexiones WiFi incluyen desde la congestión de la red hasta limitaciones impuestas por los proveedores de Internet. (Imagen ilustrativa Infobae)Las causas detrás de la lentitud en las conexiones WiFi incluyen desde la congestión de la red hasta limitaciones impuestas por los proveedores de Internet. (Imagen ilustrativa Infobae)

Aunque en algunas ocasiones se necesita actualizar el modem o mejorar el servicio contratado, lo cierto que hay tres trucos para mejorar la conectividad inalámbrica y gratis.

1. Ajustar la banda de frecuencia o canal

Los dispositivos modernos permiten conectarnos a través de la banda de 2,4 Ghz y de la de 5 GHz. Cada una de ellas es mejor en determinados momentos.

La primera es ideal para cuando se está lejos del router o hay obstáculos que pueden debilitar la señal, y aunque es menos sensible a la distancia, ofrece una menor velocidad.

Esta capacidad se debe a que intercambia velocidad por rango, lo que significa que es mejor para atravesar objetos y es por ello que es la conexión WiFi a la que se accede con mayor frecuencia.

La banda de los 5 GHz, por su parte, es más sensible a la distancia, pero ofrece una velocidad mucho mayor.

Para empezar, ajustar la banda de frecuencia del router puede ser clave para una mejor experiencia de conexión. (REUTERS/Ivan Alvarado)
Para empezar, ajustar la banda de frecuencia del router puede ser clave para una mejor experiencia de conexión. (REUTERS/Ivan Alvarado)

Asimismo, algunos dispositivos se adaptan mejor a cada una dependiendo de su funcionamiento, de hecho:

  • Para mejores conexiones para la banda de 5 GHz, se recomiendan consolas de juegos, PC, Teléfonos inteligentes, Televisores inteligentes.
  • Para mejores conexiones para la banda de 2,4 GHz se recomiendan altavoces inteligentes, dispositivos domésticos inteligentes, Cámaras de seguridad.

Recordemos que en la banda de 2.4 GHz, hay 14 canales disponibles, pero en muchos países solo se permiten unos pocos canales sin solapamientos para evitar interferencias. Los canales están separados por 5 MHz, pero debido al solapamiento, solo hay tres canales no solapados (1, 6 y 11) en la práctica.

En cambio, en la banda de 5 GHz, hay más canales disponibles (hasta 24) y con menos posibilidad de que se superpongan entre ellos, lo que permite un mejor rendimiento en entornos congestionados.

Los usuarios de Mac pueden utilizar el diagnóstico inalámbrico (manteniendo pulsado Opción y haciendo clic en el icono de WiFi de la parte superior derecha) para encontrar sus canales ideales en cualquiera de las dos bandas.

Mientras que los usuarios de Windows pueden ver sus opciones utilizando una aplicación, como NetSpot, o ejecutando un comando en Windows PowerShell.

2. Cambiar la posición del router

Mantener el router en buen estado se ha convertido en una premisa fundamental para garantizar una conexión a internet óptima. (AFP)Mantener el router en buen estado se ha convertido en una premisa fundamental para garantizar una conexión a internet óptima. (AFP)

La importancia de la posición del router es subrayada por expertos, quienes aconsejan ubicar estos dispositivos en lugares centrales y elevados para garantizar una óptima conectividad WiFi.

Esta recomendación se enfoca en superar los desafíos que presentan barreras físicas como paredes y suelos, que pueden disminuir la señal.

Los profesionales en tecnología sugieren evitar colocar el router en espacios confinados como armarios o cajones debido a que estos limitan la distribución de la señal.

Además, es crucial mantener estos dispositivos lejos de otros aparatos que operen en la frecuencia de 2,4 GHz, como los microondas, debido a que pueden causar interferencias significativas en la señal.

Los dispositivos como teléfonos inalámbricos y monitores para bebés también son fuentes conocidas de interferencia y deben ser tenidos en cuenta al organizar el espacio de conectividad en el hogar.

En casos donde el router cuenta con antenas externas, ajustar su orientación puede ser una solución efectiva para mejorar la cobertura y el rendimiento de la red WiFi.

Mientras que la reubicación del cableado ethernet, para facilitar la colocación ideal del router, es otra medida considerada útil por especialistas para potenciar la señal en todo el hogar.

3. Mantener el router en buen estado

Entre estas prácticas destacan la actualización del firmware, la gestión adecuada de las credenciales y la elección de un cifrado fuerte. (Reuters)Entre estas prácticas destacan la actualización del firmware, la gestión adecuada de las credenciales y la elección de un cifrado fuerte. (Reuters)

La importancia de mantener el router en buen estado se ha convertido en una premisa fundamental para garantizar una conexión a internet óptima y el alargamiento de la vida útil de este dispositivo.

Los especialistas recomiendan realizar mantenimientos regulares y adoptar una serie de prácticas que mejoran el rendimiento y la seguridad de la red doméstica.

Una de las acciones más cruciales para asegurar el perfecto funcionamiento del router es la actualización periódica de su firmware, que no solo mejora la seguridad, sino que también incrementa la estabilidad de la conexión a internet.

Adicionalmente, el cambio de las contraseñas predeterminadas por otras más robustas y la selección de un cifrado avanzado, son medidas esenciales para proteger la red de posibles intrusiones externas o ataques cibernéticos.

Y debido a que estos dispositivos permanecen encendidos las 24 horas del día, se recomienda apagarlos ocasionalmente para evitar el sobrecalentamiento, lo cual puede traducirse en un beneficio tanto para el rendimiento del equipo como para su durabilidad.

Mantener el router alejado de fuentes de calor y asegurar una ventilación adecuada son otras recomendaciones para prevenir daños por sobrecalentamiento.

Y en casos donde el equipo presenta fallos a pesar de estos cuidados, es importante contactar al servicio técnico o al departamento de atención al cliente del proveedor, para una revisión o posible reemplazo del dispositivo.

Infobae

Compartir esta noticia

Facebook
Twitter
Scroll al inicio