La embarcación de Gipsy navega por el golfo

La puneña Gipsy Crespín (31) renunció a su trabajo, como asistente comercial, para convertirse en la dueña del «Yahveh Raah», una pequeña embarcación que navega con destino a Puná.

Desde el Muelle Municipal de Caraguay parte la lancha con 28 pasajeros, contentos por el buen estado del atracadero, la seguridad y el ambiente climatizado.

«El cambio es grande, antes trabajábamos a lo rústico y en medio del desorden», cuenta Gipsy, quien recuerda que antes la gente viajaba con la carga

La emprendedora puneña está aprendiendo a pilotar su lancha, porque quiere ser ella misma quien la lleve de Guayaquil a Puná.

Fuente: Municipio de Guayaquil

ra