Desde la Academia: UTE impulsó diálogo sobre la construcción tras el sismo de 2016

En la Universidad UTE se celebró el conversatorio «Materiales y Tecnologías al Servicio de la Reconstrucción Post Sismo», organizado por la UTE, la Embajada de Italia en Ecuador y el Politécnico de Turín, con miras a introducir mejoras en la normativa nacional y en las prácticas en caso de catástrofe y post catástrofe, tras la experiencia del terremoto de abril de 2016 en la Costa ecuatoriana.

El Rector, Ricardo Hidalgo Ottolenghi, en su mensaje de bienvenida reiteró el compromiso de los académicos de la UTE al servicio del diálogo en este ámbito. «El objetivo de este taller es definir acuerdos entre todos los actores para introducir avances constructivos en el país. Es momento para sentar bases del diálogo productivo sobre la construcción en el Ecuador» señaló.

El Embajador de la República Italiana en Ecuador, Marco Tornetta, indicó que en caso de sismos su país está presto a colaborar con el Ecuador a través del Departamento de Protección Civil. “Su conocimiento es fundamental para profundizar proyectos de cooperación. Tenemos toda la experiencia, los recursos humanos y la tecnología a disposición”, señaló.

Daniele Rocchio, Decano de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo que impulsó este evento, señaló que la idea principal es crear una relación entre instituciones públicas, privadas y universidades del Ecuador e Italia, para ahondar en la experiencia post catástrofes. “Con el encuentro, se abre un espacio de relacionamiento con miras a lograr acuerdos bilaterales para colaboraciones futuras, investigaciones conjuntas y asesorar al sistema normativo tecnológico”, expresó Rocchio.

Rocchio destacó el aporte de la academia en este sentido, el cual considera fundamental para evitar situaciones de crisis. “La idea es que la academia a través de su investigación pueda aportar a la sociedad de una manera constructiva con planes a mediano y largo plazo”.

El evento contó con una amplia participación nacional e internacional. Por Ecuador, la Vicepresidencia de la República, el Ministerio de Cultura y Patrimonio, el Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda, el Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional, la Universidad de las FF AA, el Colegio de Ingenieros Civiles y el Cuerpo de Bomberos del Distrito Metropolitano de Quito, fueron parte del encuentro.

En el ámbito internacional, Kit Miyamoto, presidente de Miyamoto International, empresa de ingeniería asentada en EE UU, especializada en los efectos de terremotos y con más de 450 mil casos analizados, señaló que su experiencia permite aprender de los éxitos y fracasos alrededor del mundo en la atención posterior a un evento sísmico.

Su principal recomendación, incorporar pequeños cambios que hacen la diferencia. “Creo que la resiliencia es lo más importante. La gente piensa que es muy difícil hacer las estructuras más seguras, pero quiero mostrarles que no, que son los pequeños detalles diarios los que hacen una gran diferencia para recuperarse más rápido (después de un sismo)” expresó Miyamoto.

Por su parte, Fabricio Curcio, integrante del consejo de Ministros del Primer Ministro italiano, y ex jefe de la Protección Civil italiana, tras su participación en el Conversatorio destacó la excelencia de las instituciones ecuatorianas y su gran interés por trabajar coordinadamente. “Esto es muy importante porque significa que todos están dispuestos a cumplir con su deber”, expresó.

El miércoles 01 de mayo, las instituciones participantes, bajo la coordinación de la UTE, concertaron próximos pasos para continuar respaldando el interés de la academia ecuatoriana por contribuir a que la experiencia de 2016 no se repita.

Fuente: UTE

ra