Sociedad Interamericana de Prensa vuelve a Carondelet tras catorce años de alejamientos

Una “reunión histórica” mantuvieron ayer los directivos de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) y el presidente Lenín Moreno, tras catorce años en los que un mandatario ecuatoriano no había recibido a los representantes de este organismo internacional.

La SIP solicitó audiencia al expresidente Rafael Correa, pero nunca fue concedida.

Tras la cita, el presidente de la SIP, Gustavo Mohme, mostró entusiasmo por la visión de Moreno respecto a las libertades, señaló que el proyecto de reformas a la Ley Orgánica de Comunicación (LOC) es un “gran paso”, “en la dirección correcta” y que era necesaria la extinción de la Superintendencia de Comunicación (Supercom).

Mohme señaló que, tras conversar con algunas organizaciones y asambleístas, hay una serie de “elementos que subsisten” en el actual proyecto, pero se mostró confiado que en el debate se logren perfeccionar.

El titular de la Secretaría Nacional de Comunicación (Secom), Andrés Michelena, expresó ayer que se ha enviado la “primera propuesta” de reforma a la LOC y que el presidente es “democrático, respetuoso absoluto de la libertad de expresión y también cuidadoso de los derechos”.

La SIP también se solidarizó con las familias de los tres integrantes del equipo periodístico de diario El Comercio que fueron secuestrados y asesinados por el grupo irregular Frente Oliver Sinisterra, liderado por alias Guacho, en la frontera norte.

Mohme dijo que la SIP saluda los esfuerzos de los gobiernos ecuatoriano y colombiano, espera que pronto los delincuentes sean sometidos a la justicia y hace un llamado “solidario para pedir que nos entreguen los cuerpos de nuestros colegas asesinados”.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba