¿Por qué los paros cardíacos son más letales el fin de semana?

Las probabilidades de sobrevivir a un paro cardiaco el suficiente tiempo como para ser admitido al hospital son más bajas en el fin de semana que durante los días de semana, según se desprende de nuevas investigaciones.

En el estudio, se analizaron datos de casi 3,000 pacientes de todo el mundo que sufrieron un paro cardiaco fuera del hospital y que fueron tratados con un desfibrilador externo automático (DEA) públicamente accesible.

¿Qué es un DEA y cómo funciona?

El desfibrilador es un dispositivo que detecta cualquier latido cardíaco rápido y potencialmente mortal. Dicho latido cardíaco anormal se denomina arritmia. 

Si una persona está sufriendo un paro, el desfibrilador  envía rápidamente una descarga eléctrica al corazón. Esta cambia el ritmo de nuevo a la normalidad. Esto se denomina desfibrilación.

En Estados Unidos, la FDA controla los DEA como dispositivos médicos, y evalúa su seguridad y eficacia antes de que puedan salir al mercado. Como parte de esta vigilancia normativa, la FDA sigue de cerca las denuncias de mal funcionamiento de los dispositivos, ya sean éstas hechas por los consumidores o por los propios fabricantes.

Aunque controla los DEA como dispositivos médicos, la FDA no regula las pautas de reanimación para el uso de estos dispositivos. 

¿Qué probabilidades hay de sobrevivir?

En el estudio mencionado, un 27 por ciento de los pacientes sobrevivieron hasta la admisión al hospital, una tasa similar  a la que se ha demostrado en otros estudios anteriores.

Sin embargo,  aquellas personas cuyo paro cardiaco ocurrió entre las 12 a.m. del sábado y las 11:59 p.m. del domingo tuvieron alrededor de un 20 por ciento menos de probabilidades de sobrevivir hasta ser admitidos al hospital que los que sufrieron los paros entre el lunes y el viernes.

Las probabilidades también fueron más bajas para los pacientes mayores y aquellos cuyo paro cardiaco ocurrió en el hogar, mostraron los hallazgos.

«Con frecuencia, se dice que un paro cardiaco puede ocurrirle a cualquiera, en cualquier momento, en cualquier lugar. Estos resultados sugieren que hay una oportunidad de abordar a los paros cardiacos súbitos que ocurren durante el fin de semana mediante una mejora de la concienciación, la disponibilidad y el entrenamiento con los DEA, y una respuesta rápida de los socorristas», planteó en un comunicado de prensa de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association, AHA) la autora principal, Hannah Torney. Torney es estudiante doctoral en la Universidad de Ulster, en Irlanda del Norte.

Las probabilidades de supervivencia en el fin de semana quizá sean más bajas porque es menos probable que las personas estén cerca de un DEA públicamente accesible, y quizá el evento ocurra sin testigos, sugirieron los autores del estudio.

Los investigadores dijeron que sus hallazgos podrían ayudar a orientar la ubicación de los DEA para mejorar la accesibilidad.

La investigación preliminar se presentará en la reunión anual de la Asociación Americana del Corazón, del 16 al 18 de noviembre, en Filadelfia. Las investigaciones presentadas en reuniones se deben considerar preliminares hasta que se publiquen en una revista revisada por profesionales.

FUENTE: YAHOO SALUD