El Real Madrid remonta un 2-0 en 20 minutos y mantiene un épico liderato

No podían fallar. La consigna estaba clara en el vestuario blanco después de perder en Mestalla y el acecho de sus rivales.

El Madrid estuvo en la lona en el Estadio de la Cerámica, se vio desposeído del liderato, pero en el peor momento la luz de Isco guió otra remontada épica. Morata, como siempre desde el banquillo, permite a los blancos seguir en lo más alto.

En la primera parte no habían entrado así que tocaba en la segunda. La lluvia de goles comenzó desde el bando local.

Centro al segundo palo de Adrián, la toca Castillejo y Trigueros remate de volea al fondo de la red. Era un 1-0 merecido tras el gran nivel de juego del Villarreal.

Los jugadores del Villarreal celebran el 1-0 de Trigueros.Los jugadores del Villarreal celebran el 1-0 de Trigueros.

Los jugadores del Villarreal celebran el 1-0 de Trigueros. AFP.

La fiesta del ‘submarino’ no se quedó ahí. Con el Madrid volcado a por el empate, un sutil toque de Bruno para Bakambu fue el germen del 2-0. Estaba bordeando el fuera de juego el delantero, e hizo buena su carrera para superar a Keylor Navas por el primer. Era la hora de Isco.

Zidane movió ficha y dio entrada al malagueño por Casemiro. Isco se echó el equipo a la espalda y todo cambió. Ronaldo envió de volea el cuero al poste y Bale no fallaría minutos después.

Un centro desde la derecha lo aprovechó el galés para recortar distancias ante un Villarreal que acusaba la presión.

El Madrid apretaba y encontró premio en forma de penalti. Un reboté llevó la pelota de forma involuntaria a la mano de Bruno y el colegiado señaló la pena máxima. Soldado recibió amarilla por protestar en el banquillo y Fran Escribá fue expulsado.

No pudo ver el técnico como Cristiano superaba a Hugo Sánchez como el jugador con más penaltis marcados en la historia de La Liga (57).

Quedaban 10 minutos de asedio blanco. 10 para consagrar una vez más la épica blanca. 10 para mantener el liderato, y 10 que Morata aprovechó para marcar otro gol salvador. Recuperó Isco, centró Marcelo y Morata cebeceó a gol con la ayuda de Andrés Fernández.

Se consumó una remontada tranquilizadora. El Madrid mantiene el liderato un punto por encima del Barcelona y tres por delante del Sevilla. A sus perseguidores todavía les queda la bala de Vigo.

JG

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba