Procesados en caso Odebrecht deberán asistir a reconocimiento de audios y videos

Quito.- Por pedido de la fiscal Diana Salazar, los siete procesados por asociación ilícita, en el caso Odebrecht, deberán acudir el próximo lunes a la sala de audio y video del Departamento de Criminalística, con el fin de que estén presentes en la reinstalación de la audiencia privada para el reconocimiento de “datos informáticos, discos u otros medios análogos o digitales” de la información contenida en los equipos electrónicos, unidades de almacenamiento externo respaldos magnéticos, memorias USB, computadoras y Ipads incautados.

La disposición es parte de la instrucción fiscal, en la que está llamados Ricardo Rivera, tío del vicepresidente Jorge Glas, y otros seis imputados, entre empleados públicos y privados.

En el impulso fiscal se hacen nuevos llamados a rendir testimonios; entre ellos a los directivos de Televisión Satelital, Luis Calles, Mauricio Rivera y Adriana Rivera, estos dos últimos, hijos de Ricardo Rivera.

Lea tambiénDahik: ‘Es difícil creer que un tío reciba millones y el sobrino no lo sepa…’

De acuerdo con los testimonios rendidos hasta el momento, Televisión Satelital recibió $ 5,7 millones en “servicios de cortesía”, que habrían sido concedidos por la empresa Telconet a manera de compensación por las gestiones realizadas por Ricardo Rivera al contactar a un grupo de inversionistas chinos para el proyecto de cable submarino.

El gerente de Telconet, Tomislav Topic, quien mediante su versión reconoció el pago de esas comisiones a Rivera, ha negado que su empresa haya incurrido en ilegalidades y advirtió que si el tío del vicepresidente ha tomado el nombre de la firma, lo hizo sin autorización.

Según el impulso fiscal, el empresario puso a consideración de la Fiscalía su computador personal y autorizó el examen de su correo electrónico corporativo, así como su correspondencia y documentos.

También se comprometió a depositar “en calidad de evidencia”, previa autorización de un juez, $ 2´580.000 en la cuenta del Servicio de Gestión Inmobiliaria, en el Banco del Pacífico.

La autorización judicial, a cargo de la Unidad Penal, autorizó que se realice el depósito de ese dinero. (I)

Fuente: El Universo

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba