Política

Ecuador tendrá que esperar respuesta sobre el SGP hasta el primer semestre del año

Para que el atún en funda, el brócoli, las alcachofas y las rosas ecuatorianas puedan ingresar a EE.UU. sin pagar arancel se deberá esperar por lo menos hasta el primer semestre del 2020, explicó este martes 18 de febrero del 2020, el ministro de Finanzas, Richard Martínez, en una entrevista televisiva.

En el viaje que realizó la delegación de Gobierno entre el 11 y 14 de febrero del 2020 a EE.UU., junto a un grupo de empresarios, uno de los puntos más importantes de la agenda comercial fue el pedido de que EE.UU. incluya a estos cuatro productos en el sistema generalizado de preferencias arancelarias (SGP).

Martínez precisó que el Gobierno planteó el pedido, pero la decisión de EE.UU. «no es una respuesta que se dará de un momento a otro».

El Ministro acotó que se espera que para el primer semestre del año el país tenga una respuesta positiva. «Es un plazo clave, porque no podemos seguir alejando a nuestros productos de los beneficios arancelarios que tienen otros países».

En el 2019 el país exportó a EE.UU. USD 271 millones en rosas, USD 126 millones en atún y USD 40 millones por brócoli. La alcachofa es un producto con potencial de exportación.

Según Finanzas, es clave que estos sectores sean incluidos en el SGP, para no afectar el número de empleos que se generan en estas áreas. Los cuatro productos generan 80 000 plazas de trabajo directas.
Martínez destacó que otro resultado importante del viaje a EE.UU. fue que se logró agendar una visita de Adam Boehler, representante de la Agencia de Financiamiento para el Desarrollo Internacional (DFC por sus siglas en inglés), que llegará a Ecuador en abril.

La iniciativa América Crece, que busca que empresas estadounidenses inviertan en la región, es parte de DFC y, en el marco de la visita a la Casa Blanca de la semana pasada, Ecuador se sumó a este programa.

«Cuando llegue Adam Boehler esperamos tener ya estructurado un programa de financiamiento para mujeres emprendedoras, que se verían beneficiadas con los recursos que tiene la DFC. Además, esperamos crear un portafolio de inversiones para cruzarlo con el departamento técnico de DFC», dijo.

La reforma laboral que el Gobierno espera presentar este año es un crucial para que el país sea más atractivo para la inversión, según Martínez.

«El país necesita esa reforma laboral y esto no puede estar condicionado a un año electoral. El país no puede detenerse por ser un año electoral, la reforma es extremadamente necesaria, porque nuestra estructura laboral es rígida. Esto no es en beneficio de grandes empresarios, sino para los pequeños negocios que en momentos complejos, lo más probable es que actúen en la informalidad». (El Comercio)

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar