La inversión china llegó a su nivel más bajo en la década

La presencia china parece haber perdido fuerza en Ecuador en 2019.

Según las últimas cifras de Inversión Extranjera Directa (IED) publicadas por el Banco Central del Ecuador (BCE), el gigante asiático invirtió $ 20,8 millones en los tres primeros trimestres del año pasado.

La cifra es la más baja desde 2010 si se compara con períodos similares.

¿Cuál es la razón? Para David López, jefe técnico de la Cámara de Comercio de Quito (CCQ), una de las explicaciones de la reducción de la IED proveniente de China es la terminación de los proyectos que mantenían en el país.

5e1908dfa2272 5f3a6

Con el anterior Gobierno, el país asiático y sus empresas trabajaron en el país en construcciones de hidroeléctricas, puentes, carreteras, etc. Al finiquitar las obras, los flujos de capitales llegaron en menos cantidad, explicó López.

No obstante, en otros sectores la participación china se mantiene, como en minería, por ejemplo. El año pasado, el proyecto minero Mirador (Zamora Chinchipe) operado por Ecuacorriente, comenzó a producir y exportar concentrado de cobre el año pasado.

¿Qué pasó con la IED en términos generales? En los tres primeros trimestres de 2019 la llegada de la inversión extranjera se redujo. En total, llegaron $ 610 millones provenientes de capitales extranjeros, $ 239 millones menos que en el mismo lapso de 2018.

En ese año llegaron más de $ 1.400 millones en IED, cifra récord según el Gobierno, gracias al impulso de beneficios que establecía la Ley de Fomento Productivo.

¿Cuáles fueron los sectores en los que más se invirtió? De acuerdo al reporte del Central, la minería ocupa el primer lugar en IED. Entre enero y septiembre de 2019 ingresaron $ 359 millones por esa actividad.

A fines de 2019, la canadiense Lundin Gold se unió a Ecuacorriente y comenzó a producir y exportar concentrado de oro y barras de doré, que contienen cantidades de oro y plata de alta pureza.

Para 2020 la esperanza de la economía ecuatoriana también está puesta en la minería. La gerenta del BCE, Verónica Artola, dijo en días pasados que esa será una actividad clave para que el Producto Interno Bruto (PIB) crezca 0,7 %.

El año pasado, a decir de López, las inversiones se enfriaron debido a la incertidumbre por el contenido que tendría la nueva reforma tributaria.

Los empresarios han asegurado que la IED puede verse afectada por la Ley de Simplicidad y Progresividad Tributaria.

La normativa vigente cobrará impuestos a la distribución de dividendos, es decir, a las ganancias que reparten las empresas a sus accionistas, a sociedades y personas naturales no residentes en el país. (Expreso)