Asamblea reconoce labor social y educativa del sacerdote Pedro Niño

Cuarenta años de trabajo en Ecuador apoyando a la educación de niños, adolescentes y adultos, le permitieron al padre Pedro Niño Calzada, director de Irfeyal (Instituto Radiofónico Fe y Alegría), recibir la condecoración Vicente Rocafuerte, al mérito social y educativo, otorgada por la Asamblea Nacional.

La parlamentaria andina Patricia Terán, quien promovió este reconocimiento, destacó el trabajo del religioso. Indicó que Irfeyal es el instituto más importante de formación popular de América Latina, con presencia en 22 países.

Dijo que, en Ecuador, los niños y adolescentes aprenden de forma presencial en 60 escuelas y colegios, mientras los adultos siguen las clases mediante emisiones de radio y, una vez a la semana, se reúnen con los maestros para aclarar las dudas.

Entre tanto, el sacerdote Pedro Niño mencionó que el trabajo ha sido posible gracias al grupo de colaboradores que tiene cerca, asimismo, destacó el magnífico sentido de solidaridad del pueblo ecuatoriano. Manifestó, además, que en los centros educativos Fe y Alegría, más de 20 mil estudiantes se matriculan cada año.

Destacó que su intención es educar en valores y también que todos aprendan a defender sus derechos a la educación, trabajo y vivienda.

Al finalizar su intervención, agradeció la condecoración y formuló un llamado a trabajar por un Ecuador más justo.

SV/eg