Paso a paso, cómo se diseñó el prototipo eléctrico que corre en el Dakar

En plena pandemia, cuando el mundo estaba detenido intentando ver cómo hacer para empezar a moverse nuevamente, hubo un resurgimiento casi inconsciente de la necesidad de cuidar el medioambiente. Las ciudades desiertas, sin contaminación de los medios de transporte del hombre, habían permitido que en Venecia aparecieran delfines y en Shanghai se volviera a ver el cielo celeste como hacía años no ocurría por la densa nube de smog que lo impedía. El mundo es de lo audaces, y en Audi Motorsport parece que tuvieron esa visión, porque en septiembre de 2020, decidieron regresar a las carreras con un mensaje distinto.

“Audi anunció que va a volver a correr en carreras de larga duración con dos proyectos: uno es el del Dakar y el otro es el auto para Le Mans. Habitualmente este tipo de proyecto se trabaja en un año o un año y medio. En el caso de un auto de serie ese tiempo es de 4 a 5 años. Nosotros tuvimos que hacerlo en 8 semanas”, dice Juan Manuel Díaz a modo de introducción en una extensa charla con la prensa desarrollada en Audi Lounge en Buenos Aires, en los últimos días de su estadía en Argentina, antes de regresar al invierno alemán.

Fuente Infobae

Compartir esta noticia

Facebook
Twitter
Scroll al inicio