Cifras

Número de empleados en teletrabajo varía en Europa

La reducción de la brecha se lograría si los países de la zona euro invierten más en tecnologías digitales. Esta es una de las conclusiones del artículo sobre el impacto de la covid-19 en el mercado laboral de la zona del euro del próximo boletín económico del Banco Central Europeo (BCE), que ha sido preparado por Robert Anderton, Vasco Botelho, Agostino Consolo, António Dias da Silva, Claudia Foroni, Matthias Mohr y Lara Vivian y publicado este miércoles (6.01.2021).

La cuota de empleados con empleos en los que es posible el teletrabajo supera el 50 % en las regiones de la capital del Reino Unido, Bélgica, Francia, Luxemburgo y Suecia, pero es sólo del 20 % en algunas regiones de España, Grecia y Rumanía, según datos del BCE.

De forma similar, el número de empleados que trabaja desde casa de forma regular u ocasionalmente varía mucho entre regiones, un 70 % en Estocolmo y un 45 en París y Londres, pero sólo un 10 % en Italia.

Estas diferencias que existían antes de la pandemia muestran que «hay diversos grados de preparación para implementar rápidamente el teletrabajo como herramienta para sobrellevar la pandemia en las regiones europeas» debido a las diferentes normas sociales y al estigma vinculado al trabajar desde casa, consideran los economistas del BCE.

La pandemia ha producido un desplazamiento del trabajo en la oficina al teletrabajo.

Los teletrabajos llegaban al 33 % de los empleados en 2019, pero menos de un 10 % de los trabajadores con posibilidad de trabajar desde casa informaron hacerlo frecuentemente o algunas veces, cantidad que supone un 3,3 % de los empleos.

«Esto cambió con la pandemia y los confinamientos asociados, durante los cuales más de una tercera parte de los europeos comenzó a teletrabajar», según el artículo.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba