Noticias

Senae ya había advertido a Salud el incremento de importaciones con carnés de discapacidad

La importación de vehículos exonerados de impuestos que realizaban Daniel Salcedo Bonilla y su grupo más cercano fue la que destapó un escándalo alrededor de la emisión de carnés de discapacidad que salpica incluso a la Asamblea Nacional, pero la Aduana del Ecuador ya había detectado meses atrás que el ingreso de automotores bajo esta modalidad se había incrementado.

La importación de carros que no pagaban impuestos subió 170 % entre 2018 y 2019. En 2019 se importaron 290 carros de lujo mediante el carné de discapacidad, según datos proporcionados a otro medio por el Servicio Nacional de Aduana del Ecuador (Senae), ente que pese a una gestión de cuatro días y llamadas insistentes solo permitió este jueves el ingreso de un fotógrafo para hacer tomas del carro que Salcedo Bonilla importó y que está detenido en las bodegas de Fertisa.

En el mismo espacio estarían cerca de 40 vehículos que han sido importados por personas que cuentan con un carné de discapacidad.

Al fotógrafo de EL UNIVERSO solo se le permitió capturar con su cámara el carro de Salcedo, un Toyota Secoya Platinum, un vehículo que en Ecuador costaría $100 000.

Daniel Salcedo, quien está procesado por peculado por la venta con sobreprecio de bolsas para embalaje de cadáveres en los hospitales del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), pagó unos 26 000 por ese carro en el exterior.
Junto a ese vehículo de alta gama está también un Camaro deportivo blanco que pertenecería a un amigo de Bonilla identificado como Andrés C.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar