Messi le salva un punto sobre el final al Barça ante Villareal

Las opciones de este Barça en la Liga se hicieron añicos en el nuevo estadio de La Cerámica. Se rompieron con un gol de Sansone y puede que ni la MSN ni Luis Enrique logren recomponerlas. A no ser que Messi se lo tome como algo personal. . Los azulgrana se lo tomaron con calma y respondieron sólo cuando se vieron con el agua al cuello. Ahí les echó una mano también Iglesias Villanueva para añadir más picante al partido. Y ahí apareció Messi para rescatar un punto insuficiente. Las aspiraciones al título son ya mínimas en este Barça tan frágil como un jarrón de porcelana.

Pronto se empina la cuesta de enero para este Barça. Su defensa está de rebajas y el resto no andan mucho más acertados. Especialmente Neymar, que ha convertido su problema del gol en el problema del Barça. En los pocos momentos que los de Luis Enrique encontraron soluciones al entramado defensivo amarillo apareció Neymar, atascado y errático como nunca en la definición. Lo del brasileño ya empieza a tener un componente psicológico. Preocupante.

Si Messi no desequilibra nadie ofrece un plan B. Así de sencillo. André Gomes es un alma en pena que pasea la camiseta azulgrana con una parsimonia que desespera. Luis Enrique insiste en el portugués pero las oportunidades se acaban. En el renombrado estadio de La Cerámica ofreció otra pésima actuación. Y ya van unas cuantas.

 

Al menos cuando el partido se iba por el desagüe apareció Messi, desatascador en mano, para succionar un punto con un libre directo soberbio. Tan bonito como insuficiente en la carrera por la Liga. Esa que para el Barça, de aquí al final, será muy cuesta arriba.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba