Líderes indígenas de las protestas de octubre del 2019 están en busca de curul en la Asamblea y promocionando libro en Estados Unidos

Quito.- Un hecho consecuente del paro nacional de octubre del 2019 fue la participación activa en el escenario político de Jaime Vargas, presidente de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), Leonidas Iza, presidente del Movimiento Indígena y Campesino de Cotopaxi (MICC).

Los dos dirigentes fueron los rostros visibles de las violentas jornadas de movilización que paralizaron al país por once días, en protesta por la eliminación de los subsidios a los combustibles, que se determinó en el Decreto 883 suscrito por el presidente Lenín Moreno el 1 de octubre de 2019, y que lo derogó el 13 de octubre.

La tarima desde la cual se dirigió la manifestación fue el ágora de la Casa de la Cultura en Quito, en donde se tejían los discursos en contra del régimen y se buscaba una salida para contener la crisis política, social y económica, que según las cifras oficiales dejó pérdidas por más de $ 821 millones.

El gobierno de Moreno convocó por dos años al diálogo al movimiento, y en ellos participó Vargas. Pero no fue hasta el 2019 que encabezó la marcha nacional y desde entonces impulsó su discurso político, que lo llevó a ser considerado para participar en las elecciones nacionales del 2021 por el movimiento Pachakutik (PK).

Después de que no fueron elegidos en las elecciones primarias para ser precandidatos a la Presidencia de la República, Vargas e Iza anunciaron que no aceptarían ninguna postulación política y que trabajarían en el fortalecimiento de las comunidades nativas.

Pero a puertas de que concluya el plazo para la inscripción de candidaturas en el Consejo Nacional Electoral (CNE), la Conaie decidió que el presidente de la Conaie encabece la lista de asambleístas nacionales.

La resolución se ratificó la noche del 2 de octubre, tras una reunión del consejo ampliado en Unión Base (Pastaza), en la que participó Marlon Santi, coordinador nacional de PK.

“En miras de la real unidad de los pueblos y nacionalidades, Jaime Vargas, presidente de la Conaie, encabeza la lista de asambleístas nacionales y que Salvador Quishpe ocupe el tercer casillero”, cita el texto.

El 6 de octubre está previsto que el binomio presidencial de Yaku Pérez y Virna Cedeño acuda al CNE para inscribir las candidaturas, entre ellas, la de Vargas.

En las últimas semanas, el dirigente amazónico ha recorrido provincias dialogando con líderes provinciales. También ha gestionado la entrega de víveres e insumos médicos, por la pandemia del COVID-19.

Fue elegido líder de la Confederación en septiembre del 2017 y su mandato culmina en este mes; pero se resolvió prolongar la elección de la nueva directiva hasta enero del 2021, cuando se convocaría al VII Congreso de la organización en Cotopaxi.

Al contrario de Vargas, Iza tomó otra posición. Tampoco fue escogido como precandidato presidencial, y se ha mantenido alejado de lo público.

Decidió presentar su libro Estallido, de 3 capítulos y 350 páginas, en las que recoge los hechos de octubre con un análisis político y económico que llevaron a lo que denomina “un estallido social”. Del 18 al 30 de septiembre viajó a Estados Unidos para presentarlo en ciudades como Nueva York, Nueva Jersey y Washington.

“Hemos ganado un proceso protagónico a partir del levantamiento indígena de octubre”, dijo Iza en un acto de presentación que se transmitió por la plataforma YouTube.

 

Fuente: eluniverso.com

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba