John Narváez fue titular en la derrota de Deportes Tolima como visitante en Cali

América de Cali se plantó firme en el Pascual Guerrero, consciente de que un empate o una derrota lo dejaba fuera del sueño de pelear por un tricampeonato, lo cual se mantiene vivo gracias a la victoria de este domingo sobre Deportes Tolima (2-0), un rival que estuvo lejos del gran nivel de otras fechas. Igualmente, aún debe esperar para conocer su suerte de cara a los playoffs.

Los dirigidos por Juan Cruz Real se adueñaron de la pelota sabiendo que, tácticamente, el mejor modo de anular a los de Hernán Torres es quitarles el esférico y obligarlos a recorrer largos trayectos en busca de la recuperación; lo demás fue un trabajo de ataque bien estructurado por los hombres de punta.

Una vez más, Duván Vergara fue fundamental en el buen funcionamiento del Escarlata: su trabajo pegado a la banda y haciendo diagonales rumbo al área rival, terminó por dejar a la defensa del Pijao sin argumentos para detener el ataque de los locales, que no perdonó en las dos ocasiones más claras que tuvo en todo el partido. Así, los goles de Julián Quiñónes en contra y del propio Vergara decidieron el triunfo para el bicampeón reinante.

Victoria importante para América, que llegaba a esta fecha con dudas y en la cuerda floja, y que ahora espera por Independiente Medellín, que debe marcar tres goles para dejar al margen a La Mecha del grupo de los 8. Ese encuentro con Once Caldas en Manizales comenzó de modo tardío por culpa de la tormenta eléctrica. (D)

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba