Internacional

Por tren, barco o avión, Francia reparte a los contagiados de coronavirus|

París.- El ferrocarril ha sido el último medio de transporte en incorporarse a las labores de reparto de los enfermos de coronavirus en Francia, que ya había utilizado barcos y aviones para trasladarlos de las zonas más afectadas a hospitales situados en regiones con menos presión.

Un tren de alta velocidad (TGV) traslada este jueves a veinte pacientes desde Estrasburgo en Alsacia (noreste), una de las zonas donde más casos se han registrado, hasta el noroeste, por ahora más respetada por el avance de la COVID-19.

De esta forma, la empresa pública de ferrocarriles francesa SNCF se suma a una labor que en los pasados días había dirigido el Ejército mediante traslados de pacientes por avión o barco.

El tren ha sido especialmente fletado para estas labores y adaptado para trasladar enfermos graves, según un protocolo ya previamente testado por la SNCF en previsión de catástrofes.

Se han previsto cuatro pacientes por vagón dispuestos en sus camillas especialmente acopladas a los asientos, asistidos por cinco sanitarios, entre médicos, anestesistas y enfermeros.

En el vagón bar se ha instalado un espacio médico en previsión de que se produzcan urgencias durante el trayecto.

La SNCF indica que su personal, que también será más numeroso en el trayecto, el doble de lo normal, está preparado para la operación, que se ha ensayado en el pasado.

En concreto, señala la empresa ferroviaria, se hizo un simulacro en mayo del año pasado para evacuar heridos en caso de un atentado.

En aquella ocasión, en la que se movilizó a 400 personas, los falsos heridos también partían del noreste, en concreto de la ciudad de Metz, y el destino final era París.

En esta ocasión, los enfermos proceden de los hospitales de Estrasburgo y Mulhouse, los más saturados por la enfermedad, y deben ser repartidos en diferentes centros de Angers, Nantes, Le Mans y La Roche-sur-Yon.

Los sanitarios proceden de París y de diferentes centros del noroeste de Francia.

El noreste de Francia ha visto sus infraestructuras sanitarias al borde del colapso ante la fuerte afluencia de enfermos de coronavirus.

Con más de 3.000 pacientes hospitalizados con esa enfermedad, 651 de ellos en reanimación, es la segunda región con más casos, tras la de París, aunque su capacidad hospitalaria es muy inferior.

Medio millar de personas han muerto de la enfermedad en la región Gran Este, en un país que en el que se han contabilizado 1.331 fallecidos y casi 25.000 contagiados.

Por ello, ha sido, junto a París, la zona donde Francia ha concentrado sus esfuerzos para evitar la saturación hospitalaria.

En Mulhouse se levantó un hospital militar de campaña que acoge a enfermos menos afectados para que dejen espacio en los hospitales a los que están más graves, y está previsto también incluir unidades de cuidados intensivos para pacientes más graves.

Y de esa región fueron igualmente evacuados los primeros enfermos por avión militar, en una operación que se desarrolló el pasado fin de semana.

En total, 18 pacientes fueron trasladados en varios trayectos efectuados en un Airbus A330 configurado para el traslado de heridos de guerra, llevados a hospitales militares de Marsella, Tolón, Quimper y Burdeos, en el sur y el noreste del país.

Fue la primera vez que el Ejército francés utilizaba este tipo de módulos médicos para el transporte de civiles y también la primera que lo hacía fuera de una zona de conflicto.

Helicópteros médicos han sido utilizados, además, para trasladar pacientes desde hospitales del noreste de Francia a otros centros de Alemania y Luxemburgo.

El domingo pasado, un barco portahelicópteros de la marina francesa, dotado de un hospital a bordo, trasladó a 12 pacientes desde la isla mediterránea de Córcega hasta Marsella.

Las autoridades sanitarias francesas aseguran que seguirán haciendo este tipo de traslados si las condiciones lo precisan.

 

Fuente: EFE

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar