Pompeo defiende presencia de Almagro al frente de la OEA

El secretario de Estado de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, defendió este viernes el rol de Luis Almagro como secretario general de la OEA porque cree en el «multilateralismo», en momentos en que el uruguayo busca la reelección al frente del organismo hemisférico.

Almagro «cree en un multilateralismo que hace que la gente rinda cuentas, que pone nuestras ideas sobre la mesa, que fuerza a los países a tomar una posición», dijo Pompeo en un discurso ante el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) antes de una gira por Latinoamérica y el Caribe, que comenzará el lunes en Colombia.

El organismo, compuesto por 34 miembros activos, celebra el próximo 20 de marzo unas reñidas elecciones en las que Almagro apuesta a continuar en el cargo durante el período 2020-2025, para lo cual debe conseguir 18 votos.

La gestión de Almagro -muy alineada a Estados Unidos- rompió con algunas tradiciones arraigadas en el organismo de buscar consenso entre los países y ha generado críticas, entre ellas la de que ha atizado la polarización.

Almagro, ex canciller del gobierno del izquierdista José Mujica en Uruguay, describe al presidente venezolano Nicolás Maduro como un «dictador con todas las de la ley», sostiene que el expresidente boliviano Evo Morales dio un «autogolpe» al intentar quedarse en el poder, y afirma que Cuba «es la peor dictadura de todas».

Almagro, «valiente guardián»

Pompeo lanzó una crítica velada al pasado de la OEA  diciendo que al principio de este siglo «muchos países estaban más preocupados por construir consenso con los autoritarios que en resolver de verdad los problemas».

En la víspera, Pompeo dijo que aprovechará una gira por el Caribe para agradecer al presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, por la «constante condena» «a los abusos de Maduro», y por acoger a quienes huyen del «régimen» de Daniel Ortega en Nicaragua, a quien considera otro de los integrantes de la «troika de la tiranía» junto con Venezuela y Cuba.

La semana pasada, el secretario de Estado estadounidense dijo que Almagro era el líder que se necesitaba «para que la OEA continúe abordando proactivamente los desafíos centrales que enfrenta la región». Es «un valiente guardián frente al autoritarismo», reiteró hoy.

Almagro enfrenta en su camino a la reelección a dos candidatos: la excanciller ecuatoriana María Fernanda Espinosa, que fue presentada por Antigua y Barbuda, junto con San Vicente y las Granadinas; y el diplomático peruano Hugo de Zela, avalado por su propio país.

Según los estatutos de la OEA, se admitirán postulaciones hasta el mismo día de la elección, por lo que, si nadie gana en una primera vuelta, puede emerger otro candidato que logre convencer a 18 países o más.

 

Fuente: dw-com