Abe está listo para encontrarse con Kim Jong Un sin condiciones

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, ofreció encontrarse con el líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, «incondicionalmente» en una tentativa por restablecer relaciones diplomáticas entre los dos países, de acuerdo con declaraciones publicadas por el diario Sankei Shimbum.

En una entrevista, Abe habría dicho: «quiero encontrarme con el líder Kim Jong Un incondicionalmente y hablar con él de forma franca y con la mente abierta. Es más que importante para nuestro país ser pro activo y enfrentar la situación».

De acuerdo con el político japonés, «no podremos romper la coraza de desconfianza mutua entre Japón y Corea del Norte a menos que me encuentre directamente con el señor Kim».

Abe también dijo esperar que Kim «sea un líder que puede tomar una decisión estratégica y flexible sobre lo que es mejor para su nación».

Japón ha sido una de las potencias más agresivas con relación a Corea del Norte, y también ha sido objeto de la furia retórica de Pyongyang.

Hasta fines de 2017, Corea del Norte repetidamente realizó pruebas de misiles que volaron por encima de Japón, haciendo estallar todas las alarmas y generando llamados al gobierno de Tokio a adoptar una postura más firme con relación a los norcoreanos.

Sin embargo, Japón busca ahora reordenar sus prioridades para mantenerse relevante en la región, ya que Kim expandió su círculo diplomático.

Además de dos reuniones personales con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, Kim ya mantuvo encuentros con el presidente de China, Xi Jinping; el presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, y el presidente de Rusia, Vladimir Putin.

Abe reveló que pidió la ayuda de Trump para resolver la situación de pescadores japoneses detenidos por Corea del Norte.

Trump mantendrá un encuentro con Abe en mayo, cuando visite Japón como el primer jefe de Estado a encontrarse con el nuevo empesador, Naruhito, quien ascendió al trono el miércoles.

Tokio afirma que agentes de Corea del Norte secuestraron a ciudadanos japoneses desde las décadas de 1970 y 1980 para entrenar sus espías.

Después de años de negativas, Corea del Norte admitió en 2002 que había capturado 13 civiles japoneses, y liberó a cinco de ellos, alegando que los otros habían fallecido.

Sin embargo, analistas consideran que la desaparición de hasta 470 ciudadanos japoneses puede estar relacionado con la actividad de los agentes norcoreanos.

Por el momento, funcionarios de Corea del Norte no han expresado ningún interés en un encuentro con Abe.

Fuente: afp.com