Gobierno Macri invita a diálogo a grupos anti-G20 para garantizar seguridad

El Gobierno argentino convocó hoy al diálogo a organizaciones que marcharán contra la cumbre del G20 que se celebrará en Buenos Aires a finales de este mes, con el fin de garantizar «los derechos constitucionales» de quienes desean manifestarse en un marco de «paz y no violencia».

En una nota de prensa, el Ministerio de Seguridad del Ejecutivo de Mauricio Macri señaló que la Unidad de Coordinación General se convocó a través de una carta al diálogo a organizaciones que integran el Servicio de Paz y Justicia (Serpaj) que preside el premio nobel de la paz de 1980, el argentino Adolfo Pérez Esquivel.

«Se invitó al titular y a los líderes de las organizaciones nucleadas en el Serpaj a participar de reuniones para garantizar los derechos constitucionales de quienes desean manifestarse contra la cumbre y colaborar en la prevención de posibles hechos criminales», añade el texto difundido.

El ministerio recuerda los «distintos atentados frustrados por las fuerzas de seguridad» de los últimos días, «que pudieron haber ocasionado víctimas fatales», en referencia a la bomba casera que explotó el miércoles en el cementerio de la Recoleta de Buenos Aires y el artefacto que se lanzó en la casa de un juez, sucesos que han dejado varios detenidos.

También se arrestó a dos jóvenes por su supuesto vínculo con la organización Hizbulá.

«La cartera de Seguridad promueve un canal institucional de diálogo con quienes deseen ejercer su derecho a la protesta en un marco de paz y no violencia», añade la nota ministerial.

La Confluencia Fuera G20 FMI realizó el jueves en la sede del Serpaj un llamamiento internacional a movilizarse contra la cumbre del G20, en la que entre el 30 de noviembre y 1 de diciembre participarán, entre otros, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, el de Rusia, Vladimir Putin y el de China, Xi Jinping.

Esa plataforma, formada por diversas asociaciones populares y fuerzas sindicales, convocó una marcha masiva en Buenos Aires el próximo día 30, cuando se inaugurará la cumbre de jefes de Estado del grupo integrado por las veinte mayores economías desarrolladas y en desarrollo del mundo.

En la carta enviada a Pérez Esquivel, el Ministerio de Seguridad remarca su deseo de que esa protesta discurra en paz y que ningún grupo ajeno a esas organizaciones pueda perturbarla.

«Aislar a los violentos e impedir que vuestros actos y manifestaciones, que a todas luces son legítimos, sean pervertidos por unos pocos es una responsabilidad compartida. Queremos y estamos en condiciones de garantizar la seguridad del G-20 tanto como la de los ciudadanos que, democrática y pacíficamente, deseen manifestarse en contra», expresa la misiva.

«La Argentina merece normalidad institucional y diálogo responsable para evitar que ocurran actos indeseables que perjudiquen a todos. Nos merecemos un país con respeto pleno a la ley, que exhiba y gestione sus diferencias en paz», concluye.

 

Fuente: eldiario.es