Gasolineros aseguran que no todos podrían cobrar con tarjeta magnética

Distribuidores de combustibles de diversas provincias del país dudan de que todas las estaciones de servicio puedan proceder con el cobro a través de la tarjeta magnética de la compensación a los taxistas y transportistas públicos.

Ayer, se reunieron representantes este gremio en un hotel de Quito y dialogaron sobre sus inquietudes frente al proceso de retiro de los subsidios de combustibles y los mecanismos de compensación propuestos por el Gobierno.

Varios de sus voceros dijeron no tener capacidad para manejar esas tarjetas, pues muchas gasolineras están ubicadas en sitios remotos donde no hay internet.

Por su parte, Leyda Campbell, coordinadora nacional de los distribuidores de combustibles, dijo que entre las decisiones que se adoptaron están pedirle al presidente Lenín Moreno que les reciba para explicarle su situación.

Además solicitan que se les restituya el margen de utilidad. Explicaron que desde hace 15 años ellos reciben una suerte de comisión en centavos de dólar, pero buscan que se les establezca un porcentaje del precio en terminal. También aseguraron que es imposible que puedan cobrar un doble precio de los combustibles: uno con y otro sin subsidio.

Ayer, en un recorrido de este Diario por varias gasolineras se pudo comprobar que el precio de la gasolina súper bajó respecto de diciembre y ahora está en un rango de $ 2,90 a $ 2,98 el galón. Miembros de la comercializadora de Petroecuador explicaron que la estatal les estableció un precio de $ 2,90 como máximo. (I)

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba