DestacadoPolítica

Esposo de Karina Arteaga, vinculado al caso Diezmos

Jhon Álava, esposo de la asambleísta Karina Arteaga, y su jefa de despacho, Jenny Muñoz fueron vinculados a la instrucción fiscal por el delito de concusión por el que es investigada la legisladora de Alianza PAIS en el caso Diezmos.

El juez penal del Corte Nacional de Justicia David Jacho dispuso contra los dos nuevos investigados la prohibición de ausentarse del país y la presentación cada 15 días ante la autoridad, a partir del 11 de enero. Además, se ordena la retención de valores económicos de las cuentas bancarias de los procesados, así como la prohibición de enajenar sus bienes. Como el proceso tiene dos nuevos vinculados, la instrucción fiscal se extiende hasta el 23 de enero.

Los detalles

Durante la audiencia de vinculación, el fiscal sobrogante, Wilson Toainga, presentó evidencia de que Muñoz y Álava recibieron transferencias realizadas por el personal del despacho de Arteaga, por lo que se les debe imputar los cargos.

Entre la documentación mencionada por el fiscal constan la versión de Andrea Utreras, exasistente de la legisladora, quien presentó la denuncia en su contra por cobro de diezmos; y el informe de la Policía con el análisis telefónico entre los procesados y la demandante, además de algunos informes técnicos.

La Fiscalía había solicitado como medidas cautelares el arresto domiciliario y el uso del dispositivo de vigilancia electrónica, lo que no fue concedido; José Escandón, abogado de Muñoz, dijo que no estaba de acuerdo con las medidas solicitadas, ya que la procesada ha comparecido a todas las diligencias requeridas y que, además, está a cargo de su madre, que padece una enfermedad terminal, y que un arresto domiciliario iba a interferir en sus cuidados.



El antecedente

Andrea Utreras, quien trabajó en el despacho de la asambleísta, la denunció en octubre de 2018 por exigir a cuatro de sus colabores que cada mes reúnan cierta cantidad de dinero para, presuntamente, financiar la cuota que debía entregar a Alianza PAIS. Todo a cambio de mantenerlos en los cargos.

Una similar denuncia, en 2019, presentó Verónica Pinargote, también exasesora. Aseguró que la asambleísta por Manabí le exigía aportes mensuales por 2.861 dólares a cambio de mantenerla con ese cargo. Los depósitos se habrían hecho en la cuenta bancaria de Álava.

La asambleísta Karina Arteaga se mantiene en arresto domiciliario con vigilancia policial permanente y uso de dispositivo electrónico. Desde su casa y vía telemática, ha dirigido las sesiones de la Comisión de los Derechos de los Trabajadores de la Asamblea Nacional, de la que es presidenta. En su momento, se mencionó su nombre como candidata a la reelección, pero por el Movimiento Podemos.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar