El presidente de Gremio pidió un duro castigo contra River por la violencia y la suspensión de la superfinal

Después de pelear por un lugar en la final de la Copa Libertadores ante River y caer por 2-1 con un gol de penal a los 90 minutos en el partido de vuelta, el presidente del Gremio Romildo Bolzan se despachó con el club «Millonario» por lo sucedido en la ciudad de Buenos Aires con la Superfinal ante Boca Juniors.

«Deberían darle un par de años de castigo a River en competiciones internacionales», consideró el brasileño quien intentó llegar a la final por medio de un escrito que presentó en el que pidió a la Conmebol que se le diera por ganada la serie por la intromisión de Marcelo Gallardo al vestuario en el entretiempo, una propuesta que finalmente fue descartada por el organismo Sudamericano.

«Lo que pasó este sábado y aquí en Porto Alegre daría al menos para un par de años de castigo para River en competiciones internacionales. Pero por desgracia no se toma en serio», detalló Bolzan y agregó que, «los hinchas de River y el club han perdido el crédito».

«La Conmebol, que se suponía que organizaba el campeonato, terminó desorganizando la competencia», concluyó el directivo del Gremio, que posteriormente amplió sus declaraciones a través de Twitter.