¡Un negocio! Pagan 300 dólares para dormir cerca de Messi

Los cuatro ascensores del lujoso hotel Marriott Las Colinas de esta ciudad trabajan sin descanso. Suben, bajan y vuelven a subir, deteniéndose sólo por algunos pocos segundos en cada piso. Sí, la capacidad está desbordada. Pero no, no es ese el motivo principal del constante tráfico en los elevadores. Un argentino que se hospeda allí le cuenta a canchallena.com sus reiterados cruces con tres jóvenes amigos.

Ellos, como tantos otros curiosos, viajan de manera continua y sin descanso por los más de 10 pisos. ¿El objetivo? Coincidir por algunos segundos con las estrellas del plantel de la selección argentina, que se concentra aquí a la espera del cruce de esta noche ante México , en el segundo amistoso de la gira por Estados Unidos.

Sí, ver a Lionel Messi,Carlos Tevez, Javier Mascherano y compañía se convirtió en una obsesión para los miles de fanáticos del fútbol que viven en Dallas. Sin embargo, con los futbolistas argentinos resguardados en el segundo piso, donde el resto de los huéspedes no tienen acceso, más el estricto operativo de seguridad, que prohíbe desde ayer el ingreso al hall a toda aquella persona que no se muestre la tarjeta del hotel, se transformó en una misión casi imposible.

Muchos ciudadanos locales comenzaron a alojarse en el hotel, donde pasar una noche mientras está la selección cuesta desde 269,95 dólares en adelante. Algunos llegaron a pagar 300 dólares por una habitación en base doble. “Lo pagué porque mi hijo es fanático de Messi y sueña con verlo de cerca”, confiesa un padre, con un claro acento centroamericano, en diálogo con este medio. Y no miente. Su hijo, de 10 años, está vestido de “Messi”: botines, short, camiseta con la 10 y bufanda, todo de Barcelona.

La presencia de la selección argentina, más el condimento de jugar contra México, que marca el ritmo de la comunidad latina, generó una gran expectativa en la ciudad, donde la temperatura por estos días alcanzan los 40 grados. Más allá de los curiosos que se acercaron y hasta durmieron en el hotel, tampoco sorprende que se hayan agotado las 80 mil localidades para el encuentro de esta noche.

EFE