Brasil domina el cara a cara con Perú en sus duelos por la Copa América

La selección de Brasil domina con claridad el cara a cara con la de Perú siempre que se han enfrentando en una Copa América, con un balance histórico de once victorias, tres empates y tres derrotas.

Ambas medirán sus fuerzas el próximo sábado a las 16.00 hora local (19.00 GMT) en el Arena Corinthians de Sao Paulo por un puesto en los cuartos de final de la Copa América 2019.

Con cuatro puntos cada una, aunque con los anfitriones por delante por la diferencia de goles, también decidirán el liderato del grupo A, que completan Venezuela y Bolivia.

En esos 17 duelos directos por la Copa América, la pentacampeona del mundo anotó 34 goles y solo encajó 13.

Sin embargo, los peruanos guardan un buen sabor de boca de su último enfrentamiento con los brasileños en el torneo de selecciones más antiguo del mundo.

Ocurrió en la fase de grupos de la Copa América Centenario de 2016, en Estados Unidos, donde la Blanquirroja venció por 0-1 gracias al gol con la mano de Raúl Ruidíaz a quince minutos del pitido final.

Ese triunfo rompió una racha negativa histórica, pues no ganaban a los brasileños desde 1985, y certificó la tempranera eliminación de la Canarinha, entonces dirigida por Carlos Caetano Bledorn Verri ‘Dunga’.

Tres años después, la selección brasileña llega a este nuevo partido contra Perú con la moral baja y muy cuestionada después del decepcionante empate sin goles ante Venezuela.

La afición abucheó al equipo dirigido por Tite en el partido inaugural, pese a la victoria por 3-0 sobre Bolivia, y volvió a hacerlo en el siguiente encuentro frente a la Vinotinto en el Arena Fonte Nova de Salvador.

En ese estadio se enfrentaron por última vez en territorio brasileño por la Copa América. Fue en la edición de 1989 y el partido terminó con tablas en el marcador (0-0), si bien Brasil terminaría levantando el título.

La mayor goleada brasileña contra Perú en el torneo fue en Bolivia 1997, cuando ganaron por 7-0. En aquella ocasión también se proclamaron campeones, en la que fue la primera vez que lo hicieron fuera de su país. EFE