Escándalo en el hotel del Madrid: cuatro detenidos

Los aficionados más ‘duros’ del Ajax de Ámsterdam han alterado el sueño de los jugadores del Real Madrid con el lanzamiento de fuegos artificiales y petardos desde las 2:30 de la madrugada hasta las 4:00.

El grupo de aficionados se disgregó por la zona porque no sabían con exactitud el hotel en el que se hospeda el equipo blanco (Hotel Okura) y comenzaron con el lanzamiento de petardos desde diferentes puntos del distrito de De Pijp.

Los trabajadores del hotel llamaron inmediatamente a la policía, que se desplazó hasta el lugar, pero tardó una hora y media en despejar la zona. La seguridad del club también participó en el operativo y retuvo a cuatro ultras, que después fueron detenidos.

El incidente ha sido el tema de conversación de los futbolistas durante el desayuno de esta mañana ya que ha sido prácticamente imposible descansar durante esas horas de petardos. No es la primera vez que las aficiones rivales del Madrid acuden al hotel de concentración para pertubar el sueño de los jugadores. El año pasado, en París, hubo varios detenidos antes del encuentro ante el PSG en octavos.

El presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, restó importancia a los altercados y aseguró, en declaraciones recogidas por Deportes Cuatro, que algunos jugadores no se habían enterado de lo sucedido. «Algunos ni los han oído, como Karim… yo le he preguntado y me ha dicho: ‘Yo no me he enterado'», dijo, a lo que añadió que el equipo está «fenomenal».