Conoce a Hyeon Chung el verdugo de Djokovic

Hyeon Chung, verdugo de Alexander Zverev y Novak Djokovic en los últimos días, emerge a los 21 años como uno de las grandes promesas del circuito. El surcoreano tiene como ídolo al serbio y un estilo de juego que parece hecho a réplica del suyo, además de una historia bien particular.

Nacido en Suwon, a unos pocos kilómetros de Seúl, Chung comenzó a jugar al tenis a los 7 años bajo una motivación un tanto insólita. Por sus problemas en la vista, los médicos aconsejaron que dedicara tiempo a mirar cosas de color verde. Y sus padres resolvieron que clavar los ojos en una pelota de tenis era la alternativa ideal.

Chung se destacó rápidamente y tuvo buen despegue en el circuito junior, con pico en la final de Wimbledon 2013. Su adaptación al terreno profesional tampoco le resultó difícil y a los 18 años ya se había ganado un lugar en el Top 100.

En el medio, conquistó la medalla de oro en dobles de los Juegos Asiáticos de 2014. Un triunfo fundamental para su futuro en el circuito, ya que el probado éxito deportivo lo eximió de los dos años de servicio militar obligatorio que rigen en su país. A cambio, solo participó de cuatro semanas de entrenamiento básico a fines de 2015, cuando ya era el N°51 del mundo…

En el mejor momento de su corta carrera aparecieron las lesiones y aletargaron ese crecimiento exponencial. Su ranking se desplomó y a esta altura de 2017 no estaba incluso entre los 100 mejores del mundo.

Una destacada gira de polvo de ladrillo lo trajo de nuevo a la superficie y lo promovió para las primeras Next Gen Finals, donde ganó sus cinco partidos y reafirmó que otra vez estaba de lleno en la conversación. Solo hacía falta un escenario a la altura y lo encontró en Australia.