Noticias

Contraloría observa la emergencia del tranvía

Fiscalización inoportuna, plazos incumplidos, multas que no se cobraron, cantidades de obras subestimadas e incumplimientos, son los resultados del informe final de Contraloría sobre la emergencia del tranvía.

Además, la Contraloría hizo observaciones a la contratación de abogados para el proyecto, fiscalización, consultorías y la terminación unilateral del contrato con CCRC.

Son 24 las observaciones planteadas por el ente de control, que se suman a 16 recomendaciones de un informe anterior, del que se cumplieron parcialmente ocho disposiciones y se incumplieron ocho más.

Los concejales Carlos Orellana y Martha Castro, quienes pidieron que el examen, señalaron que solicitarán que el tema se trate en el seno del Cabildo.

En tanto, uno de los abogados contratado por el Municipio para el tranvía, Carlos Castro, manifestó que están estudiando el documento, que dijo, “me temo, está caducado”.

“Aspiramos que el informe tenga objetividad y apego a la verdad. El Alcalde ha presentado todos los descargos, nos preocupa que el informe pueda ser mal usado por CCRC, esperaremos una notificación oficial para pronunciarnos”, sostuvo el abogado.

El Alcalde anunció que se pronunciará en los próximos días sobre el informe.

De acuerdo con la Contraloría, la contratación del servicio de asesoría jurídica de cuatro abogados por 75.000 dólares cada uno, es decir, 300.000 dólares en total, no se encuentra debidamente fundamentada.

La Contraloría se basa en que el pago se autorizó cuando el Municipio aún no tenía un proceso en contra y se hizo por adelantado.

Como justificativo, la Municipalidad de Cuenca indicó que tras la contratación hubo que enfrentar la mediación con CCRC, y que el pago se dio 45 días después de la firma, tras la entrega de informes y borradores de defensa.

También se determinó la falta de emisión de informes de cumplimiento de los contratos de emergencia y de publicación de información relacionada en el portal de Compras Públicas.

El informe además añade que las garantías de los contratos de emergencia no se encuentran vigentes, que hubo una fiscalización inoportuna, falta de notificaciones a los administradores, y que los plazos de los contratos no se cumplieron.

Detalla que existió una prolongación en los plazos de entrega de hasta el 1.762 por ciento y demoras que llegaron a los 229 días.

El informe determina que no se aplicaron multas por 42.487 dólares por retrasos en cuatro de los 13 contratos de emergencia.

Añade que en el contrato número 1 existió un ajuste de cantidades y se adquirió menor cantidad de material que la prevista en el contrato, pero se cobró el traslado por la carga total, a un valor de 79.750 dólares.

Existió material sobrante que se acopió en bodega, así como material subestimado que tuvo que ser suministrado por el Consorcio Constructora Espinosa Tranvía, titular del contrato 2, para poder cumplir con los trabajos.

La Contraloría determinó un faltante de materiales por 13.014 dólares, así como falta de validación de ingeniería básica, lo que causó un perjuicio al Municipio por 31.994 dólares.

También se determinó demora en la recepción de trabajos, planillas aprobadas sin un instrumento legal previo; e incumplimientos con las necesidades técnicas de los trabajos.

FUENTE: EL TIEMPO

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba