La eurozona aún no es a prueba de crisis y eso amenaza la independencia del BCE, según Weidmann

FRÁNCFORT (Reuters) – La zona euro todavía no se ha blindado contra las crisis, por lo que el Banco Central Europeo aún corre el riesgo de tener que actuar como una agencia de respuesta a las mismas, lo que supone un riesgo para su independencia, dijo el martes el presidente del Bundesbank, Jens Weidmann.

“Aún tienen que abordarse adecuadamente ciertas cuestiones como la falta de credibilidad de las reglas fiscales o el nexo dañino entre deuda soberana y banca”, dijo Weidmann en un discurso en Pretoria en el que no hizo comentarios sobre la política monetaria actual.

Weidmann argumentó que la lucha contra las crisis obliga a banqueros centrales no elegidos a tomar decisiones políticas, que son difíciles de cuadrar con los principios democráticos y pueden ir más allá del limitado mandato de estas instituciones.

“Actuar más allá del mandato también socavaría la confianza de la gente en el banco central”, dijo Weidmann. “En última instancia, podría ser cada vez más difícil que el Banco Central Europeo se concentre en su promesa de dar estabilidad a la moneda”.