Tres aplicaciones para ‘fans’ de la moda y el ahorro

Si bien grandes almacenes de cadena y reconocidas marcas de ropa tienen sus propias plataformas de comercio en línea, existen opciones para quienes estrenar no es necesariamente quitar una marquilla. Si cree en la reutilización por el bien del medioambiente o si simplemente busca moda y ahorro al mismo tiempo, la ropa de segunda mano puede ser una opción para usted. 

Según la Environmental Justice Foundation, la industria de la moda produce un 10 por ciento de las emisiones mundiales de carbono, lo que la hace el segunda mayor contaminadora industrial, superada únicamente por la industria petrolera. Se calcula, por ejemplo, que para fabricar una camiseta de algodón se requieren 2.700 litros de agua.

Soluciones como Renueva tu Clóset, Trendier y Viste lo que Viste buscan impulsar la reutilización de la ropa, enfocándose en aquellas prendas que se almacenan en clósets y son usadas pocas veces. A través de páginas web y aplicaciones, empresas como estas buscan cambiar el imaginario alrededor de la ropa de segunda mano y comparten la idea de que motivar la optimización de la vida útil de las prendas es un valor agregado.

La más antigua es Renueva tu Clóset, un emprendimiento argentino que existe desde 2014 y que llegó a Colombia bajo el mismo nombre, pero como empresa nacional en 2016. Camila Jiménez, gerente de Renueva tu Clóset, afirma: “Según nuestros datos, las mujeres usamos más o menos el 20 por ciento de nuestro clóset. Es una locura, pues significa que un 80 por ciento está allí solo ocupando espacio”.

Las mujeres usamos más o menos el 20 por ciento de nuestro clóset. Es una locura, pues significa que un 80 por ciento está allí solo ocupando espacio

Jiménez asegura que, a diferencia de otras opciones, Renueva tu Clóset, que cuenta con más de 500.000 usuarios al mes, se responsabiliza por las prendas que ofrece. Por ello permite, como pasa en una tienda de cadena, que las usuarias puedan cambiar la ropa de forma gratuita, por ejemplo, si no era su talla o simplemente no les gustó.

Durante el proceso de venta, Renueva tu Clóset revisa las prendas y se asegura de que las fotos y sus descripciones cumplan con lo ofrecido. “Buscamos que en vez de almacenar o coleccionar por ejemplo esa prenda que le regalaron en Navidad pero no le gusta, otra persona pueda llegar a ella, la utilicen y eso se convierta en un negocio para nuestras vendedoras”, quienes, según apuntó la ejecutiva, podrían llegar a vender hasta 500 prendas por mes, como lo logran algunas de sus vendedoras VIP.

Trendier es una aplicación móvil que cumplió recientemente un año en Colombia. Es un emprendimiento español que funciona también en México y, próximamente, en Chile. Además de ofrecer prendas para compra y venta, previamente valoradas, la aplicación se ha apoyado en influenciadoras de moda, con lo que ha logrado convertirse casi en una red social alrededor de este concepto en la que se puede seguir e interactuar con cantantes, actrices, presentadoras y modelos que tienen sus perfiles y clósets allí, como Flavia Dos Santos, Natalia París, Carolina Gaitán, entre otras.

Más allá de ser solo un ‘e-commerce’, Ana Jiménez Sánchez, ‘country manager’ de Trendier en Colombia, señala: “Somos un grupo de mujeres, cerca de 250.000 en Colombia, que día a día comentamos, seguimos clósets, interactuamos y sabemos quiénes están detrás de las prendas”.

Según la líder de la aplicación, las prendas disponibles tienen como mínimo un 50 por ciento de descuento frente al precio original de la prenda, y, en algunos casos, puede llegar al 90 por ciento. “Por ejemplo, pueden encontrar un Louis Vuitton con el 60 por ciento de descuento y tener esos clásicos de la moda en sus clósets a muy buen precio”.

Pueden encontrar un Louis Vuitton con el 60 por ciento de descuento y tener esos clásicos de la moda en sus clósets a muy buen precio

Por su parte, Viste lo que Viste es un emprendimiento colombiano. Nació de la alianza entre Andrea Gómez y su sobrina Laura Ramírez y, de las tres opciones, es la más reciente en entrar al mercado, pues existe hace menos de un año. Según Gómez, la idea surgió de sus propias experiencias con la ropa almacenada. Pensando en las vendedoras, crearon un servicio élite, que por un mayor porcentaje de comisión busca facilitar en su plataforma la vida de las mujeres que tienen poco tiempo para encargarse de todo el proceso. “Nos encargamos de todo. Ellas nos entregan las prendas y como resultado obtienen una recuperación del valor de algo que tenían almacenado”, explican.

Uno de sus principales diferenciales es el servicio de compra y venta de ropa infantil,el cual, según Gómez, es muy atractivo. “Niños y niñas crecen muy rápido y dejan las prendas con pocas posturas y en perfecto estado. En nuestra página pueden encontrar ropa por un valor hasta con un 80 por ciento de descuento”.

Fuente: http://www.eltiempo.com/tecnosfera/apps/aplicaciones-para-comprar-y-vender-ropa-usada-por-internet-228568