Pekín avisa que protegerá a sus empresas tras la sanción de Washington a la tecnológica ZTE

China ha asegurado este martes que tomará las “medidas necesarias” para proteger los derechos de sus empresas, una advertencia que responde a la sanción impuesta por Washington a la tecnológica ZTE por la que prohíbe a todas las empresas estadounidenses vender componentes a esa compañía china durante siete años.

Estados Unidos acusa a ZTE de hacer declaraciones falsas en un caso de la violación del embargo a Irán, un asunto por el que el gigante chino de las telecomunicaciones acordó pagar en 2017 una multa de 1.192 millones de dólares al admitir que había vendido componentes a este país.

La compañía fue amenazada entonces con la denegación de privilegios de exportación, una sanción que podría activarse si no cumplía con alguno de los aspectos del acuerdo y que, finalmente, se ha puesto en marcha este lunes al considerar que el conglomerado chino ha incurrido en presuntas irregularidades.

Una vez conocida la multa, se ha suspendido la cotización de la tecnológica en la Bolsa de Hong Kong.

Este episodio se produce en medio de las crecientes tensiones comerciales entre China y EE.UU., con cruces de acusaciones y amenazas mútuas de imposición de aranceles multimillonarios. Washington justifica sus decisiones con la defensa de la propiedad intelectual y la innovación, así como con su intención de equilibrar una balanza comercial que ahora se inclina en favor de China en más de 370.000 millones de dólares.

China pide “un entorno legal y político justo, equitativo y estable”

Tras la confirmación de la sanción, el Ministerio de Comercio chino ha exigido a Estados Unidos que cree “un entorno legal y político justo, equitativo y estable para las empresas chinas” que tienen negocios en el país norteamericano.

Pekín ha avisado que seguirá “de cerca el caso” y “está listo para tomar las medidas necesarias para proteger los derechos e intereses legítimos” de sus empresas.

ZTE tiene una amplia cooperación comercial y de inversión con cientos de empresas estadounidenses, y crea decenas de miles de empleos en Estados Unidos, según ha destacado un portavoz del ministerio chino.

Este funcionario ha insistido que China siempre ha pedido a sus empresas “que cumplan con las leyes y políticas de los países anfitriones y que administren sus negocios de acuerdo con las leyes y regulaciones”.

Fuente: http://www.rtve.es/noticias/20180417/pekin-avisa-protegera-empresas-tras-sancion-washington-tecnologica-zte/1715960.shtml