Confirmaron que un accidente mortal fue causado en parte por las limitaciones del Tesla Model S con piloto automático

La Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos determinó el martes que las “limitaciones operativas” del Tesla Model S desempeñaron un “papel importante” en el accidente de mayo de 2016 en el que murió el conductor mientras usaba su sistema de piloto automático en Williston, Florida.

La víctima de aquel fatal accidente fue Joshua Brown, un aficionado a los autos de 41 años de edad. El choque se produjo cuando un camión con remolque dio una vuelta a la izquierda frente al Tesla en una intersección de una carretera dividida donde no había semáforo.

Según Tesla, ni el conductor ni el sistema de piloto automático notaron el lado blanco del camión, que estaba perpendicular al Model S, contra el cielo brillante, y ninguno de los dos aplicó los frenos.

Según la NTSB, “el sistema de piloto automático de Tesla funcionó como debía, pero no fue diseñado para ser utilizado en el tipo de carretera en la que ocurrió el accidente”. No obstante, agregó que en algunas carreteras, el sistema de piloto automático puede alcanzar velocidades de hasta 145 kilómetros por hora.

A su vez, recordó a la gente que aún no existen automóviles autónomos que puedan reemplazar totalmente al conductor, sino que pueden asistirlo. “Los sistemas de automatización actuales refuerzan, en lugar de reemplazar a los conductores humanos. Los conductores deben estar siempre preparados para tomar el volante o frenar“, dijo Robert Sumalt, presidente de NTSB.

En una audiencia pública, NTSB dijo el martes que el camionero y el conductor de Tesla “tuvieron por lo menos 10 segundos para observarse y reaccionar el uno al otro”.

El Tesla Model S, un auto 100% autónomo

El Tesla Model S, un auto 100% autónomo

El lunes, la familia de Brown dijo que el coche no tuvo la culpa por el accidente.

“Oímos muchas veces que el auto mató a nuestro hijo. Ese simplemente no es el caso”, dijo la familia en una declaración. “Hubo una pequeña ventana de tiempo en la que ni Joshua ni los componentes de Tesla notaron que el camión giró a la izquierda delante del auto”.

“La gente muere todos los días en accidentes automovilísticos “, continuaron. “El cambio siempre conlleva riesgos, y la tolerancia cero a las muertes detendría totalmente la innovación y los avances“.

Fuente: Infobae.