Qué es y cómo funciona la propaganda computacional, los bots que “apoyan” a Clinton y Trump.

Una de las cosas de las que se jacta Donald Trump es de tener muchos seguidores en las redes sociales. Sin embargo, buena parte de ellos no son de carne y hueso.
Y tampoco lo son buena parte de los de Hillary Clinton.
Se trata de un ejército de bots (programas informáticos diseñados para generar contenido) que actúan como si fueran humanos. O, al menos, lo intentan.
Su trabajo cobra especial sentido durante ciertas campañas políticas, al lograr que determinados temas se conviertan en tendencia en Twitter.
Los bots que “apoyan” en Twitter y en Facebook a ambos candidatos presidenciales sirven para reforzar su mensaje a través de conversaciones falsas. El objetivo final: crear opiniones y ganar votantes.
Philip Howard, profesor de estudios de internet en la Universidad de Oxford, Reino Unido, lleva tiempo investigándolo.
Junto a un equipo de 16 científicos informáticos de todo el mundo trabajan en un proyecto llamadoPolitical Bots (bots políticos), en el que investigan “el impacto de la propaganda computacional con guiones automatizados en la vida pública”
Los bots sociales tienen una prevalencia especial en Twitter. En la mayoría de los casos, carecen de foto de perfil o incluso de nombre. Son versátiles, fáciles y baratos de producir, y evolucionan con el tiempo.
“Lo más probable es que por cada bot que publica información en Twitter a favor de Clinton encuentres cuatro a favor de Trump”, le contó Howard a la BBC.
Lo que no se sabe es quién creó los bots. “No miramos la fuente, tan sólo los datos”, aseguró.
Por otra parte, los investigadores descubrieron que los bots publican información en Twitter al menos 50 veces al día, una norma que establecieron tras analizar la últimas elecciones en Venezuela y la campaña del Brexit en Reino Unido.
“Según nuestros datos, la mayoría de los usuarios de Twitter no publican hasta 50 tuits al día, así que ese punto de referencia tiene sentido”, aseguró el especialista.

BBC