La oposición, salvo Ciudadanos, firma un pacto para revertir los recortes en sanidad

La mayoría de los grupos políticos de oposición en el Congreso de los Diputados, hasta 11 formaciones y a excepción de Ciudadanos, han firmado este martes el Pacto político y social por un sistema nacional de salud público y universal. Los partidos se comprometen en este acuerdo -avalado por más de 70 asociaciones sociales, sindicales y de profesionales de salud- a revertir los recortes en sanidad.

MÁS INFORMACIÓN

  • La oposición, salvo Ciudadanos, firma un pacto para revertir los recortes en sanidad

    Sanidad y educación recuperan más de la mitad del empleo perdido desde la crisis

  • La oposición, salvo Ciudadanos, firma un pacto para revertir los recortes en sanidad

    El Colegio de Médicos alerta de que la atención primaria vive una situación “crítica”

PSOE, Podemos, En Comú Podem, En Marea, Izquierda Unida, PNV, Compromís, ERC, PDeCAT, Nueva Canarias y EH-Bildu han suscrito este acuerdo con el compromiso de adoptar lo antes posible las medidas legislativas necesarias para garantizar “un Sistema Nacional de Salud (SNS) solidario y de calidad que vuelva a convertirse en un pilar del Estado social de derecho”. La propuesta está liderada por la Red de Denuncia y Resistencia a la reforma sanitaria aprobada en 2012 por el Gobierno de Mariano Rajoy.

En el documento, los grupos se comprometen a promover las reformas legales necesarias para universalizar la sanidad y blindar el Sistema Nacional de Salud “como pilar básico del Estado Social con clara vocación redistributiva y que de forma específica”. También trabajarán para que reconozca el acceso universal a la salud “como un derecho de todas las personas que viven en España independientemente de su situación administrativa”.

El pacto persigue, asimismo, blindar el modelo de Sistema Nacional de Salud financiado a través de impuestos, así como garantizar una asignación presupuestaria suficiente, “recapitalizando el SNS hasta garantizar la calidad, eficiencia y universalidad del mismo”.

Los grupos exigirán al Gobierno que no recurra al artículo 134.6 de la Constitución para evitar la tramitación de una iniciativa que cuenta con el amplio consenso del Congreso y está respaldada por los principales colectivos profesionales y sociales. Otras exigencias para el Ejecutivo contempladas en el acuerdo son la “retirada inmediata” de los recursos de inconstitucionalidad contra las normativas autonómicas que dan cobertura a las personas excluidas y la “inmediata reforma” del modelo de financiación autonómica para garantizar la sostenibilidad del sistema.

Durante la presentación del acuerdo, el presidente de Médicos del Mundo, José Félix Hoyo, ha señalado que el pacto intenta “poner fin a una injusticia que dura ya demasiado tiempo” y que ha comportado “una reducción básica de servicios” y “un aumento de los copagos y la exclusión sanitaria de diversos colectivos”, entre los que ha destacado a los inmigrantes en situación irregular.

“Son medidas que se han ensañado con los sectores más vulnerables de la población y que han provocado un incremento de las desigualdades en salud en España sin precedentes”, ha añadido en representación de las organizaciones firmantes.

Durante los cinco años transcurridos desde la reforma sanitaria del Partido Popular, estas entidades han intensificado sus esfuerzos para tratar de revertir el cambio de modelo de un sistema que no fue sometido a debate público y que ha sido criticado por numerosos organismos internacionales de derechos humanos.

La reforma excluyó del sistema a cientos de miles de personas (el Gobierno cifró en 873.000 las tarjetas sanitarias retiradas) y comportó considerables recortes en la inversión pública en salud que, además de su impacto en la calidad del servicio, han empeorado las condiciones laborales de los profesionales.

El acuerdo ha sido suscrito por las principales organizaciones profesionales sanitarias y los principales sindicatos. También lo apoyan destacadas ONG como Médicos del Mundo, Amnistía Internacional, Oxfam-Intermón, Red Acoge, CEAR y SOS Racismo.

fuente:https://politica.elpais.com/politica/2017/09/12/actualidad/1505214090_009946.html