China prohibirá fumar en lugares públicos antes de fin de año

In this photo taken Sunday, March 4, 2012, Chinese delegates attending a meeting at the Great Hall of the People smoke cigarettes in Beijing, China. China's state media said Sunday, Dec. 29, 2013, China has banned its officials from smoking in public to set an example to the rest of the country that has the world's largest number of smokers. (AP Photo/Ng Han Guan)

Pekín, 23 nov (EFE).- Las autoridades chinas pondrán en vigor antes de fin de año una nueva legislación para prohibir fumar en lugares públicos en todo el país, una medida que llega después del relativo éxito de normas similares implementadas en ciudades como Pekín.

Un miembro de la Comisión Nacional de Sanidad y Planificación Familiar de China, Mao Qunan, desveló que los legisladores están ultimando la nueva regulación y se espera que entre en vigor este 2016, informa hoy la prensa china.

“Hay un consenso global en que deberíamos minimizar el daño del tabaco a la salud a través de un mayor control al uso del mismo en lugares públicos”, señaló Mao en los márgenes de la IX Conferencia Global sobre Promoción de la Salud que se celebra esta semana en la metrópolis de Shanghái.

Hasta ahora, al menos veinte ciudades chinas han puesto en marcha medidas similares. En la capital, Pekín, se introdujo el año pasado y aunque ha tenido mucho éxito en grandes espacios como aeropuertos u organismos oficiales, el público todavía se resiste a cumplir la normativa en restaurantes y otras zonas.

Con el fuerte arraigo a este producto, que se vende en China a uno de los precios más bajos del mundo, aún es habitual encontrar a pequineses fumando en bares e incluso en ascensores.

En esta situación, la Organización Mundial de la Salud (OMS) acoge con agrado la iniciativa del Gobierno chino pero le urge a aprobar más restricciones, por ejemplo sobre la publicidad del tabaco o los patrocinios de estas empresas a eventos deportivos.

China es el mayor mercado de tabaco del mundo y actualmente cuenta con 350 millones de consumidores de este producto nocivo para la salud, que causa alrededor de un millón de muertes cada año, según datos de la OMS.

 

Fuente: EFE