En el inicio de clases en la Costa se recordó a víctimas de la violencia en la frontera

Sonó el Himno Nacional y de inmediato hubo un minuto de silencio por el equipo periodístico de Diario EL COMERCIO. Un listón negro apareció en la pantalla durante la inauguración de las clases en el ciclo Costa. La ceremonia de apertura del año escolar 2018-2019 se realizó la mañana de este lunes 16 de abril del 2018 en la unidad educativa Marieta de Veintimilla Marconi.

El plantel fue construido en la cooperativa Las Marías de Monte Sinaí, en el noroeste de Guayaquil, un sector popular donde el Gobierno desarrolla varias obras. Las muertes registradas en la frontera norte marcaron los discursos de las autoridades en la apertura del nuevo ciclo. El gobernador del Guayas, José Francisco Cevallos, lamentó la pérdida de los cuatro infantes de Marina y de los tres comunicadores en Mataje (Esmeraldas). Además recordó que se cumplen dos años del terremoto en Pedernales, que afectó a gran parte de la población en Manabí y Esmeraldas.

El ministro Fander Falconí también expresó sus condolencias a familiares y amigos de los fallecidos. Y motivó a la comunidad educativa a dar lo mejor en este año, el año del respeto y la inclusión dispuesto por el Ministerio de Educación. ​ En este año también se suspendieron las clases durante los fines de semana, el uso de la falda en el uniforme es opcional y los maestros cuentan con una nueva plataforma para la gestión escolar.

El pequeño Jean Pablo Chica habló en nombre de los 2 300 alumnos que estudiarán en este nuevo plantel, construido por el Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda con una inversión de USD 3,7 millones. Él se comprometió a cuidar y respetar las instalaciones, que incluyen laboratorios y canchas. Este lunes fueron convocados los estudiantes de primero, segundo y tercero de bachillerato.

Pero Nicole Tenorio, de octavo año, quiso conocer su nueva escuela. Con sus amigas entró al laboratorio de Anatomía, donde esperan prepararse para convertirse, a futuro, en doctoras. El ciclo Costa registra 2 663 091 de estudiantes que acuden a 9 318 planteles públicos, privados, municipales y fiscomisionales. Solo el sector público concentra dos millones de alumnos; los particulares alcanzan 533 978. Desde temprano, los colegiales retomaron sus jornadas.

En el sur de Guayaquil, el tránsito vehicular amaneció ligeramente más pesado. Uniformados de la Agencia de Tránsito Municipal (ATM) colaboraron en los alrededores de planteles como el Cristóbal Colón. La Policía mantiene los operativos de control. En el colegio Domingo Comín, dos agentes custodiaron el ingreso. En la zona 8 (Guayaquil, Durán y Samborondón), los uniformados resguardarán la entrada y salida de los estudiantes.

Rocío de Moreno, presidenta del Comité Interinstitucional del Plan Toda una vida, y la vicepresidenta María Alejandra Vicuña también se sumaron a las condelencias por las víctimas que deja el conflicto con grupos irregulares en el límite con Colombia. Vicuña recordó que debido a la violencia los cantones San Lorenzo y Eloy Alfaro, en Esmeraldas, siguen en estado de excepción. En la parroquia Mataje el inicio de clases se aplazó para el lunes 23 de abril, por disposición del Comité de Operaciones de Emergencia (COE).

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO en la siguiente dirección:http://www.elcomercio.com/actualidad/inicio-clases-victimas-violencia-frontera.html. Si está pensando en hacer uso del mismo, por favor, cite la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. ElComercio.com