Paco Moncayo busca una vicepresidenta que sea de la Costa y “de espíritu joven”

El precandidato presidencial Paco Moncayo confesó esta mañana, en Quito, sus prefencias con respecto a quién podría acompañarlo como compañera de fórmula en las próximas elecciones. “Para mí debe ser una mujer, para mantener la equidad de género como en las listas. Si yo estoy en la Presidencia, tiene que ser una mujer para la Vicepresidencia.

A ello agregó que “por respeto a la mitad de la población que vive en la Costa, debemos tener una representación en la papeleta de una persona que sea de esa región”.

Aunque no dio precisiones, en una breve conversación con los periodistas explicó las líneas generales de a quién se postulará para la Vicepresidencia.

– Usted prefiere una mujer, que sea de la Costa… ¿que sea joven?

– Podría ser. O, por lo menos, de espíritu joven, dijo Moncayo.

Sin embargo, precisó que esa será una decisión colectiva que corresponda a Acuerdo Nacional por el Cambio, una plataforma de organizaciones y tiendas políticas de centroizquierda que respaldan su postulación.

El nombre de la persona que vaya en papeleta con él se conocerá a fines de este mes, aseguró.

Indicó que en esta semana se realizarán nuevas conversaciones con SUMA (movimiento político del alcalde de Quito, Mauricio Rodas) y que ya existen grupos trabajando en un plan de gobierno que tenga coherencia con el programa de las organizaciones que lo respaldan.

Paco Moncayo hizo estas declaraciones al salir de una reunión con la agrupación Yasunidos, que planteó una agenda medioambiental de siete puntos:
1. transición hacia una economía no extractivista;
2. consultas populares;
3. descriminalizar la protesta social y de activistas;
4. detener la actividad petrolera en el Yasuní;
5. hacer un pacto de paz con la naturaleza;
6. exigir garantías para una alimentación segura; y
7. proteger los bosques y promover medidas contra el calentamiento global.

“Acogemos la agenda de Yasunidos en los 7 puntos, con las observaciones del caso”, señaló Moncayo tras una hora y media de reunión con los activistas  que durante la semana seguirán reuniéndose con otros aspirantes a la Presidencia para presentarles sus planteamientos. (I)

EU_LV