Policía activó plan de seguridad ciudadana y estrategia de seguridad “encargo de domicilio”

Sin descuidar los operativos ordinarios de seguridad ciudadana en los 67 Circuitos y 277 subcircuitos, que integran los 12 Distritos de Policía,  el Comando de la Zona 8, incrementó los controles en los ligares de mayor afluencia y activo la estrategia de seguridad “encargo de domicilio”, que desde hace cuatro años se realiza en Guayaquil, para disminuir los robos a domicilios.

El Comandante de la Zona de Policía No. 8, Gral. Guillermo Balarezo Ortíz, señaló que el encargo domicilio no es mas que el ciudadano debe acercarse a la Unidad de Policía Comunitaria 8UPC), más cercana, donde los miembros policiales se encargarán de anotar los datos personales del ciudadano, el tiempo que va a permanecer afuera, la  dirección del domicilio, recoger datos de la vivienda si la misma es de construcción de cemento, mixta, caña, madera.

Señaló el Gral. Balarezo Ortíz, que en lo que va de la aplicación de la estrategia de seguridad “encargo de domicilio”, la cual se aplica desde el 2010, no se ha producido novedades en las viviendas que han quedado al cuidado de la Policía y si  han existido novedades  han sido en domicilios que no han sido encargados a la Policía.

Recalco que “encargo a Domicilio”, es una estrategia de seguridad que se ejecuta en los cantones Guayaquil, Durán y Samborondón, los 365 días al año y que la demanda se incrementa cuando hay feriados como en el presente caso por las fiestas de Navidad y Año Nuevo.

Precisó, el Comandante de la Zona de Policía No. 8, que previo a que los ciudadanos abandonen sus viviendas la Policía, les recomienda revisar que todas las seguridades estén funcionando, que desconectados los aparatos electrónicos, que dejen por lo menos un foco encendido y otras medidas de seguridad domiciliaria que les permita solucionar algún problema de vulnerabilidad.

Finalmente, el servidor policial, pidió a la ciudadanía confiar en su policía que desde hace cuatro años esta ofertando el servicio con el único propósito de ofrecerles tranquilidad mientras disfrutan de las vacaciones,  a sabiendas de que su casa está en manos de la Policía, que en cumplimiento a una hoja de ruta realizaran las rondas cada dos o tres horas.

Fuente: Ministerio del Interior – Luis Viera