Panamá, en calma tras alejarse debilitado el huracán Otto hacia Nicaragua

Panamá, 23 nov (EFE).- Panamá amaneció hoy en calma, aunque con vientos de hasta 80 kilómetros por hora en la costa del Caribe, debido al alejamiento del huracán Otto, que se desplaza hacia Nicaragua debilitado, informaron fuentes oficiales.

El ministro panameño de Seguridad, Alexis Bethancourt, explicó en rueda de prensa que se ha reiniciado la búsqueda de al menos cuatro desaparecidos, de ellos un joven colombiano en el río Utive, al este de la capital, y tres en una embarcación en aguas del Pacífico central.

Agregó que la vigilancia se mantiene en todas las áreas occidentales del país definidas como vulnerables, en coordinación también con Costa Rica, mientras la Cancillería panameña activó el Centro de Coordinación de Información (CECODI) para asistir a los nacionales que viven en ese país y en Nicaragua que lo necesiten.

El viceministro de Ambiente de Panamá, Emilio Sempris, detalló que, según el último boletín del Centro de Huracanes de Miami (EEUU), a las 12.00 GMT, el ojo de Otto “se alejó 111 kilómetros al norte de la trayectoria que mantenía ayer y los vientos máximos sostenidos oscilan entre los 70 y 110 kilómetros por hora”, que son inferiores a los que se cataloga como huracán 1.

La provincia turística panameña de Bocas del Toro tiene listos 19 centros de asistencia para la población, mientras se evacuó parte de la isla caribeña de Colón, especialmente enfermos y ancianos, y se vigila el río Sixaola, que hace frontera con Costa Rica, sostuvo, por su lado, el director del Sistema Nacional de Protección Civil (Sinaproc), José Donderis.

Las 3 víctimas mortales registradas son un niño que pereció cuando un enorme árbol aplastó el auto en el que estaba con su mamá y el joven matrimonio cuya vivienda fue arrasada por un alud en la madrugada de este lunes.

Se prevé que Otto toque tierra el jueves al mediodía en la costa de Nicaragua, por lo que la alerta roja se extiende desde la ciudad portuaria nicaragüense de Bluefield hasta Limón, en territorio costarricense que colinda con Panamá, por eso sigue la vigilancia, enfatizó Donderis.

Bethancourt precisó que el Servicio Nacional Aeronaval (SENAN) reinició la búsqueda de tres desaparecidos que ayer partieron de Puerto Mutis, en la provincia central de Veraguas, en la motonave Jesica, con rumbo a la isla de Coiba, en el océano Pacífico. Anoche se había dicho que el incidente fue en el Mar Caribe.

Más de medio centenar de viviendas y casi 500 personas son atendidas en refugios al perderlo todo por las lluvias y deslizamientos de ayer.

La FTC también reiteró hoy que las clases están suspendidas en todos los colegios públicos y privados del país.

Donderis aseguró que “todos los embalses en el país” se encuentran “en niveles seguros” y “son vigilados milímetro a milímetro”.

Nicaragua y Costa Rica, y Panamá y Costa Rica, mantienen mecanismos de cooperación bilateral en sus fronteras para trabajar en conjunto en el caso de las comunidades fronterizas.

Fuente: EFE