Robin Wright de “House of Cards” reveló que Netflix la engañó con su sueldo

La coprotagonista del exitoso drama contó que le habían prometido el mismo salario de su compañero, Kevin Spacey. Pero que todo se trató de una gran mentira.

Robin Wright, de 51 años, reveló que fue engañada por la producción de House of Cards.

En una reciente entrevista con la revista The Edit, la actriz dijo que estaba recibiendo un salario inferior al de Kevin Spacey, su coprotagonista en el aclamado drama politíco, a pesar de que Netflix le había prometido igualdad de remuneración.

“Me dijeron que estaba recibiendo igual paga y les creí, y recientemente me enteré de que no es cierto”, contó Wright, que interpreta a la fría y calculadora primera dama Claire Underwood en el exitoso drama político House of Cards en el show de Netflix.


El topless de Robin Wright para la revista The Edit

Al igual que su compañero de elenco, Robin Wright ha aparecido en todos episodios de la serie, ha dirigido varios capítulos e incluso es productora ejecutiva del programa. Es por esa razón que ella reclama que le paguen lo mismo.

“Claire y Francis son equivalentes en cuanto a su poder, su unión y la trama. Puede que no tenga tantas escenas o palabras como Francis, pero Claire no necesita verbalizar tanto”, continuó la ex esposa de Sean Penn. “Son socios en el mismo plano”.


La producción de Robin Wright para la revista The Edit

De acuerdo con estimaciones hechas por The Huffington Post, Spacey estaba ganando USD 500.000 por episodio antes del debut de la temporada 3 en 2014, mientras que su compañera se llevó cerca de USD 420.000 por capítulo.

La ganadora de un Globo de Oro se ha unido a la lista de grandes estrellas del cine que quieren terminar con las diferencias salariales entre hombres y mujeres en Hollywood.

Por otra parte, Wright confesó que la maternidad afectó su carrera en la actuación ya que durante varios no estuvo en el centro de atención por dedicarse a la crianza de sus hijos y eso le costó muy caro. “Si no juegas el juego tu notoriedad no sube y entonces la gente no quiere contratarte”.

La actriz es madre de Dylan, de 26 años, y Hopper, 23, fruto de su matrimonio con Penn, con quien divorció en 2010 después de 13 años casados.

Fuente: Infobae

ra