El Nacional se impuso en el Capwell y acecha a los punteros

Dos cabezazos de Edson Montaño alegraron a los militares y amargaron a los azules. El centrodelantero estuvo prendido la noche de este viernes en La Caldera y aprovechó las pocas ocasiones que tuvo para hacer daño en el arco de Javier Klimowicz.

Montaño encontró los goles de El Nacional a los 41 y a los 67 minutos con sendos cabezazos y le permitió a su equipo escalar considerablemente en la tabla. Ese mismo equipo que navegaba por puestos de descenso en la primera etapa y que debió cambiar de entrenador (llegó Sevilla para reemplazar al español Tomé) para cambiar su rumbo, ahora, sorprendentemente, está metido entre los punteros.

La escuadra militar acumuló 20 puntos y quedó a uno de Emelec y Universidad Católica (que juega esta tarde) y comienza a ilusionarse con una posible clasificación a la final del torneo nacional como invitado de última hora.

Lo cierto es que Sevilla ha tenido un gran mérito en el progreso de un equipo que, incluso, atraviesa por problemas económicos, pero que ya se motiva por la posición en la tabla. Y una vez más queda demostrado que la paralización de un certamen normalmente afecta a los que iban con el acelerador a fondo, imparables, en este caso los eléctricos.

 

Elías Vinueza Rojas