El Barça tocó y tocó, pero sufrió para ganarle al Sevilla

El Barcelona de Piqué, Xavi, Iniesta, Messi, Neymar y otros tantos cracks de lujo sigue encerrandoa los equipos a punta de toques y de un gran control individual de sus jugadores, pero sin la profundidad que lo llevó a convertirse en el mejor equipo del mundo en los últimos 5 años. Este sábado ante el Sevilla sufrió muchísimo para encontrar los espacios en el área y para reflejar con goles su superioridad en el campo del Camp Nou.

Alves y posteriormente Messi adelantaron al Barça, mas su juego por momentos aburrido no convencía a los seguidores que sufrían porque cada vez que el Sevilla pasaba al ataque hacía daño, incluso el equipo sevillano festejó el empate hasta que se dio cuenta que el árbitro anuló la acción por una supuesta falta de Juan Cala.

El Sevilla insistió y en los 10 minutos finales logró el empate. Rakitic descontó con un remate cruzado (80 min.) y Coke puso el 2-2 que parecía sentenciado. Mas, apareció ese genio que frota la lámpara cuando su equipo más lo necesita: Messi centró desde la derecha para que Alexis Sánchez marcara el gol definitivo, el del triunfo agónico (94min).

Los blaugranas acumularon su cuarto triunfo consecutivo e igualó en puntos (12) al Atlético de Madrid, que también ganó, la víctima fue el Almería (4-2).