PSG sacó un empate ante Arsenal y se mantiene como líder de grupo en la Champions

El París Saint-Germain se llevó un valioso empate de Londres (2-2) y condenó al Arsenal a la segunda posición del Grupo A de la Champions League a falta de una jornada, en la que los franceses tendrían que dejarse puntos en casa con el modesto Ludogorets para perder su posición privilegiada.

A los seis minutos el PSG tuvo el primer aviso, con un buen centro desde la derecha de Thomas Meunier al que no llegó por centímetros Cavani.

Esta primera aproximación fue un presagio de lo que iba a ser la primera parte, con el Arsenal a merced de un gran PSG. Pasado el cuarto de hora de juego, un remate de cabeza de Cavani, tras un córner botado por Lucas, lo despejó debajo sobre la línea de gol un buen posicionado Gibbs.

Avisaron los parisinos y no perdonaron cuatro minutos más tarde, con un gran tanto del delantero charrúa: Maxwell encontró en la izquierda entre líneas a Matuidi, que se adelantó a la defensa y puso el balón al segundo palo, donde Cavani, en plancha, mandó la redonda al fondo de la red para subir el 0-1 al luminoso.

Sin embargo, con el partido totalmente controlado, un error garrafal en la salida de balón de Krychowiak en el tiempo de descuento metió al Arsenal en el partido.

Giroud robó el balón al internacional polaco al borde del área y cedió a Alexis, quien fue zancadilleado por Maxwell al intentar el regate. No falló desde los once metros Giroud, que con un disparo certero al centro y engañando al portero subió las tablas al marcador del Emirates.

La segunda parte, con el liderato del grupo en juego, fue de ida y vuelta, y el PSG, a los 9 minutos de la reanudación, pudo ponerse de nuevo por delante, pero el libre directo de Lucas desde la frontal lo rechazó milagrosamente la cruceta.

Del posible 1-2 se llegó al 2-1 apenas seis minutos más tarde. Un tanto inesperado, que era un botín demasiado preciado para el juego mostrado por los londinenses: un centro de Jenkinson desde la derecha le cayó a Ramsey, quien soltó un disparo que blocó un defensa y el rechazo, a su vez, rebotó en Verratti y el balón se introdujo en la meta defendida por Areola. Un gol extraño en un partido extraño.

La ‘Pulga’ anotó los dos goles con los que los ‘culés’ pasaron sobre el cuadro escocés y se apoderaron del Grupo C.
Se fue el PSG a por el tanto del empate, sabiendo que la derrota lo condenaría a la segunda plaza del grupo, a falta de la última jornada, en la que el Arsenal debería conseguir, a priori, una victoria sencilla en Basilea.

Con Ben Arfa sobre el terreno de juego -ingresó por Krychowiak-, los de Emery lograron el definitivo 2-2 gracias a un cabezazo de Lucas que contó con la inestimable ayuda de Iwobi.

Un saque de esquina del propio Ben Arfa lo cabeceó en el segundo palo y libre de marca el internacional brasileño, y su remate tocó ligeramente en Iwobi y descolocó a Ospina.

El 2-2 dejaba en bandeja el liderato del grupo a los franceses, que a punto estuvieron de llevarse los tres puntos de Londres gracias a dos clarísimas ocasiones de Cavani, pero el uruguayo primero mandó el balón a las manos de Ospina con todo a favor y después cabeceó ligeramente desviado un preciso centro de Lucas.

No se volvió a mover el electrónico y el PSG se llevó un valioso punto del Emirates que, después del 1-1 cosechado en septiembre en el Parque de los Príncipes, lo deja como líder de grupo a falta de una jornada, en la que reciben en casa al Ludogorets búlgaro.