Fitch declaró a PDVSA en “default selectivo”

Esta calificación “refleja el incumplimiento en el pago de bonos al 2 de noviembre y 27 de octubre debido a demoras de procedimiento que hicieron que los tenedores recibieran los pagos del principal hasta una semana después de la fecha debida”, dijo Fitch en un comunicado la noche del lunes.
Esas fechas corresponden a pagos de 1.169 millones por el bono PDVSA 2017 (2 de noviembre) y de 842 millones del PDVSA 2020 (27 de octubre).

La decisión de Fitch sobre la deuda de la petrolera fue casi simultánea a la de la calificadora SP Global Ratings, que declaró a Venezuela en default parcial.
Según SP, Caracas no pagó los 200 millones de dólares de dos vencimientos tras un período de gracia de 30 días.

Arruinada por la caída de los precios del crudo, Venezuela tiene apenas unos 9.700 millones de dólares en reservas y enfrenta un pesado calendario de compromisos: debe pagar 1.470 millones de dólares en lo que queda del año y unos 8.000 millones de dólares en 2018.

 Venezuela tiene apenas unos 9.700 millones de dólares en reservas y enfrenta un pesado calendario de compromisos

Caracas procura renegociar su deuda externa estimada en 150.000 millones de dólares preservando a la petrolera PDVSA, que le proporciona el 96% de las divisas que entran al país.

En su comunicado, Fitch destaca que “el proceso de reestructura de la deuda que la empresa intenta emprender probablemente será prolongado debido a las restrictivas sanciones impuestas por el gobierno de Estados Unidos”.
Washington prohíbe a los estadounidenses y a sus bancos sentarse a negociar con Venezuela. Según Caracas, el 70% de los tenedores de bonos son de Estados Unidos y Canadá. /Infobae